Así es la Cala Sa Boadella, la más bonita de la Costa Brava 

La única playa virgen de Lloret de Mar está en boca de todos. Y no es para menos... pues solo con poner un pie en ella ya sentiremos que estamos en un verdadero paraíso. 

Martín Álvarez
 | 
Foto: Olga355 / ISTOCK

Se acaba el verano, pero no nuestras ganas de descubrir algunos de los lugares más especiales de las costas de nuestro país. En este caso en concreto nos dirigimos hasta la Costa Brava, uno de los destinos más deseados para el verano por sus preciosos paisajes, sus encantadores pueblos y sus playas de infarto. 

Los escarpados acantilados repletos de una frondosa naturaleza en la Cala Sa Boadella
Los escarpados acantilados repletos de una frondosa naturaleza en la Cala Sa Boadella | Olga355 / ISTOCK

Y es en Lloret de Mar donde nos encontramos con uno de los paraísos más apetecibles del verano: la Cala Sa Boadella, un lugar que está en boca de todos por la calidad de sus aguas y por sus arenas de color oro. 

¿Cómo es la Cala Sa Boadella? 

La encontramos situada entre las playas de Fenals, a su izquierda, y la de Santa Cristina, a su derecha y es uno de esos lugares que encarna toda la esencia de las playas de la Costa Brava: aguas cristalinas y transparentes rodeadas de bosques de pinos asomados a los acantilados que abrazan esta preciosa cala, creando un paisaje digno de las mejores postales. 

Pero esta cala es más que eso: es uno de los pocos paraísos vírgenes que todavía podemos encontrar en esta parte del litoral catalán, con una abrumadora y exuberante naturaleza a sus alrededores que completa a la perfección la experiencia de venir a este lugar. 

Cala Sa Boadella, Costa Brava
Cala Sa Boadella, Costa Brava | DinoGeromella / ISTOCK

Y tenemos una buena noticia sobre esta cala: es una playa de arena gruesa, que no se pega tan fácilmente a nuestro cuerpo y que es perfecta para todos los que huyen de las playas de arena por la incomodidad que supone estar todo el día con ella encima. 

¿La segunda buena noticia? Que dispone de un chiringuito como dios manda en el que poder degustar una deliciosa comida o un cóctel con una de las mejores vistas de todo el litoral catalán: la de sus cristalinas aguas y la exuberancia de sus pinos. 

Cala Sa Boadella, Costa Brava
La Cala Sa Boadella es una de las calas más bonitas de la Costa Brava | DinoGeromella / ISTOCK

Encantos aledaños 

Una buena manera de completar un perfecto día de playa es visitar los Jardines de Santa Clotilde, que se encuentran en las inmediaciones de esta playa y que se conforma como una de las vistas más privilegiadas de toda la Costa Brava: preciosos y cuidados árboles y plantas con el mar como telón de fondo.