Tras los pasos de los Beatles por Hamburgo: la ciudad donde la banda se hizo universal

John Lennon dijo una vez: "Nací en Liverpool, pero crecí en Hamburgo". En la ciudad alemana vivieron su paso de la adolescencia a la edad adulta, y tocaron mucho, primero en tugurios y después en locales de relumbrón en los que terminaron de cocinarse como banda. 

Redacción VIAJAR
 | 
Foto: Jan-Otto / ISTOCK

En 1960, unos desconocidos The Beatles dieron sus primeros conciertos en Hamburgo. Durante los dos años siguientes pasaron mucho tiempo en la ciudad, en la que sentaron las bases de su carrera internacional y crearon el sonido que rápidamente los encumbró  como la referencia del pop. Bruno Koschmider, de Hamburgo, había invitado a aquellos pipiolos de Liverpool a actuar en su club de música, el Indra en 64 Grosse Freiheit. En ese momento, Hamburgo ya estaba en camino de convertirse en el punto de acceso de la música en vivo del norte de Europa. 

Sin embargo, la mayoría de los lugares en el “barrio rojo” de St Pauli eran en realidad establecimientos de prostitución, así como pubs de marineros. El caso de Indra no fue una excepción, por lo que los Beatles no llegaron a una gran sala de conciertoscon adolescentes bailando, sino a un club de striptease. Pero eso no les impidió disfrutar al máximo de su tiempo en el escenario y hacerse un nombre con su estilo característico y sus espectáculos únicos.

Las precarias condiciones de trabajo en la avenida Reeperbahn en realidad jugaron un papel importante en dar forma a la pasión de los Beatles por la música. Al igual que cualquier otra banda que intenta ganarse la vida en los pubs de St Pauli, la enorme cantidad de horas que pasaban tocando obligaron a los Beatles a crecer continuamente como artistas. Y mientras el propietario del club, Bruno Koschmider, les instaba a convertir cada actuación en un verdadero espectáculo, los Beatles fueron creando interludios originales y salvajes que se sumarían a su manera única de interpretar el rock.

Reeperbahn es una calle en el distrito de Sankt Pauli en Hamburgo, uno de los centros de la vida nocturna de la ciudad y su barrio rojo. | ISTOCK

John Lennon dijo una vez: "Nací en Liverpool, pero crecí en Hamburgo". Esta cita resume sucintamente la historia de los Beatles y su llegada a la mayoría de edad en Hamburgo. Su primer representante en la ciudad alemana, un hombre riguroso, los había instalado en la trasera del cine Bambi, a la vuelta de la esquina del Indra, en dos habitaciones diminutas sin ventanas, sin calefacción y sin ducha. Hoy, una placa en la casa situada en 33 Paul-Roosen-Strasse conmemora estos días.

Primeros pasos en Hamburgo: del Indra al StarClub

Después de siete semanas de actuar en Indra, Bruno Koschmider decidió “trasladar” a los Beatles al Kaiserkeller, otro lugar en vivo en Grosse Freiheit. Este resultó ser un paso significativo, ya que aquí es donde los jóvenes músicos conocieron a su legendario baterista Ringo Starr, quien se había hecho un nombre allí con una banda llamada Rory Storm and the Hurricanes. Pronto reemplazaría a su primer baterista, Pete Best.

Gracias al aumento de popularidad, los Beatles saltaron al Top Ten Club justo al lado de Reeperbahn. Hoy en día, el edificio alberga el Moondoo, un lugar popular para la música negra y temas house.

Lipinski

Ubicado en 39 Grosse Freiheit, el legendario Star Club abrió sus puertas poco después con un cartel impresionante de grandes fuguras internacionales y futuras estrellas. Enseguida arrebató al público y artistas del Top Ten Club, incluidos los Beatles. Poco después de que comenzaran a actuar allí, subieron al número 17 en las listas británicas con su primer sencillo, Love Me Do.

Tras los pasos de los Beatles por Hamburgo

Hoy en día, todavía hay numerosos lugares en las cercanías de Reeperbahn que jugaron un papel en la historia de los Beatles, y muchos de ellos fueron capturados en fotografías de la época. Esto incluye tomas clásicas como los Beatles en el parque de atracciones Hamburger DOM en Heiligengeistfeld, así como John Lennon en la entrada del edificio 1 de Jägerpassage, que más tarde se convirtió en la portada de su álbum en solitario de 1975, Rock'n'Roll.

tupungato / ISTOCK

Otro lugar de visita obligada es la legendaria Beatles-Platz, una plaza donde se cruzan Reeperbahn y Grosse Freiheit. Bajo las luces de neón del distrito, un disco de vinilo pavimentado con un ancho de 29 metros y cinco esculturas de acero nos recuerdan esta gran era de la historia de la música de Hamburgo.

Para todos aquellos que deseen profundizar en los lugares que dieron forma a los Beatles, la guía musical local Stefanie Hempel y su ukelele estarán encantados de llevarles en un recorrido temático de los Beatles por St Pauli.

Jan-Otto / ISTOCK

Muchos de los lugares en los que los Beatles se abrieron camino en su gran carrera siguen siendo clubes de música en vivo en la actualidad. Varias décadas después, los artistas emergentes continúan actuando en los mismos escenarios, con la esperanza de seguir los pasos de sus famosos modelos a seguir de Liverpool, especialmente durante el Festival Reeperbahn, el evento de clubes más grande de Europa, con más de 170 conciertos de artistas de todo el mundo. 

Y MÁS:

Liverpool siguiendo a The Beatles

10 lugares para los auténticos fans de The Beatles