7 nuevas ideas de pueblos marineros del norte de España

Pueblos encantadores y poco conocidos de la costa cantábrica para visitar antes de que acabe el verano

José Migel
 | 
Foto: e55evu / ISTOCK

Cuentan con el halo hechizante del Mar Cantábrico como telón de fondo, vistas impactantes y tradiciones marineras ligadas a un estilo de vida que ha dado como resultado poblaciones con un encanto especial.  En este contexto nos hemos sumergido en un viaje por el litoral de la costa norte española tras la búsqueda de nuevos pueblos que nos sorprendan y que supongan una recurrente excusa para lanzarnos a disfrutar de los últimos coletazos de la estación veraniega.

Pasai Donibane (Guipúzcoa) 

Travel_Nerd / ISTOCK

El municipio de Pasaia, que forma en su parte occidental un continuo urbano con San Sebastián, se extiende en torno a la Ría de Pasaia a través de cuatro distritos. Uno de esos distritos, Pasai Donibane, forma un núcleo histórico que se levanta entre las aguas y la escarpada ladera del monte. 

photooiasson / ISTOCK

Las características casas-puente de estilo local se erigen principalmente a lo largo de una única calle que exhala un ambiente marinero por ambos costados. Un pueblo realmente bonito que a buen seguro inspiró al inolvidable escritor Victor Hugo, quien pasó unos días en esta vistosa margen de la ría.

Elantxove (Vizcaya)

estivillml / ISTOCK

Con la Reserva de la Biosfera de Urdaibai como escenario, el municipio de Elantxoe se extiende por la costa de Vizcaya y centra su núcleo urbano en la elevación del Cabo Ogoño, que le da toda la personalidad – las vistas desde el mirador de la Cima Talaia son espectaculares -. La gran elevación del terreno ha hecho que las casas se agrupen salvando los escarpes de la ladera mediante empinadas calles que discurren hasta el mismo puerto pesquero de la localidad, verdadero germen de la villa.

estivillml / ISTOCK

Habiendo sido tradicionalmente un barrio de pescadores que buscaban la cercanía con el mar para evitar salvar las dificultades del terreno elevado, no es de extrañar que uno de sus mayores atractivos sea el caminar por sus espigones o bañarse en su sorprendente piscina natural, desde la que podremos contemplar unas hermosas vistas de todo el pueblo en la ladera.

Pedreña (Cantabria)

David Crespo / ISTOCK

La proximidad de la ciudad de Santander a Pedreña, situada al suroeste de la gran bahía que da razón de ser a la capital cántabra, no impide que esta localidad asentada junto a la Ría de Cubas aún constituya un excelente lugar para degustar en el ambiente los aires marineros.

IVANVIEITO / ISTOCK

Más allá de la unión de esta localidad con el golf – Severiano Ballesteros nació aquí -, Pedreña puede presumir del valor ecológico de las enormes marismas que se extienden a sus pies, que proveen de almejas y navajas de gran calidad a las «pedreñeras» - mujeres encargadas de su recolección -, para luego ser conservadas en una de las cooperativas que se dedican a esta actividad. Una labor tradicionalmente llevada a cabo por mujeres – la de la recolección – que puede ser compartida como experiencia con quien desee sentirse partícipe de esta cultura.

Viavélez (Asturias)

Situada en la parte occidental del Principado de Asturias, la localidad de Viavélez se encuadra dentro de un accidente orográfico que ha facilitado históricamente la presencia de un puerto. Ligado a este puerto natural se fue desarrollando toda una actividad pesquera en torno a la captura de ballenas, que alcanzó su máximo esplendor en el siglo XVII.

apomares / ISTOCK

Los paisajes del entorno y la ensenada dejan postales magníficas de este pequeño pueblo en el que nació la célebre escritora Corín Tellado, la autora más leída en lengua castellana después de Cervantes, en donde una preciosa calle recuerda con su nombre esta efeméride.

Tazones (Asturias)

Tazones (Asturias) garantiza una escapada de verano a una villa marinera repleta de historia y tradición, pues es la localidad que enamoró al Emperador Carlos V y fue escenario de su llegada en 1517, al volver de su larga travesía para tomar posesión de la corona española. Este evento se conmemora anualmente con una recreación histórica del desembarco, así como la organización de diferentes actividades en torno a la vida cotidiana de este pueblo marinero en el siglo XVI, que incluyen la confección y muestras de artes de pesca, el teñido de velas, el tejido de redes, la subasta de pescados o el asado de centollos y sardinas. | Los Pueblos Más Bonitos de España

Al final de la margen izquierda de la Ría de Villaviciosa se levanta el precioso pueblo de Tazones con su puerto avanzándose al mar. Esta parroquia que cuenta con dos barrios, San Roque y San Miguel, declarados Conjunto Histórico-Artístico, presenta también una antigua tradición ballenera; en la actualidad, esta tradición pesquera se ha traducido en una exquisita cocina que es posible degustar en varios de los establecimientos de restauración de las llamativas callejas de la localidad.

juanolvido / ISTOCK

El faro, la arquitectura popular, la playa o el yacimiento de icnitas (huellas de dinosaurio en este caso) son razones suficientes para acercarse a este puerto que tiene el honor de ser el primer punto de tierras españolas que pisó Carlos I de España en 1517 tras llegar desde Flandes.

Ortiguera (Asturias)

e55evu / ISTOCK

A no mucha distancia de Viavélez pero en dirección hacia oriente, encontramos otro espléndido pueblo pesquero con una amplia tradición en la captura de ballenas y langostas. Las casas de las familias se fueron ubicando a lo largo de la vertiente que se alza desde el mar, dando lugar a hermosas vistas del horizonte desde su perspectiva. 

Faro de Ortiguera | alessandro0770 / ISTOCK

Una villa con siglos de historia con dos atrayentes faros en sus alrededores que constituyen excelentes miradores desde los que deleitarse con la costa asturiana.

O Vicedo (Lugo)

Lux Blue / ISTOCK

O Vicedo es un municipio de la provincia de Lugo que se asienta a la sombra del famoso Cabo de Estaca de Bares, el punto más al norte de la península ibérica y lugar de encuentro entre el Mar Cantábrico y el Océano Atlántico.

Joaquin Ossorio-Castillo / ISTOCK

Su pequeño puerto, al cobijo del oleaje, cuenta con una importante actividad pesquera y es una perfecta zona de partida hacia las numerosas playas del municipio o el increíble camino del Fuciño do Porco, una preciosa ruta que se adentra hasta la punta que lleva el mismo nombre y desde la que la que se otean unos paisajes y unas vistas espléndidas.