¿Dónde viven los pingüinos? Un viaje por el hemisferio sur en su búsqueda

Es momento de conocer a las 18 especies de pingüinos que habitan en el mundo... y un hotel y un restaurante en la Argentina patagónica donde podrás verlos muy de cerca

María Escribano
 | 
Foto: Israel Isai Rios Hernandez / ISTOCK

"Existen 18 especies de pingüinos, todos viven en el hemisferio sur, desde la Antártida hasta el Ecuador en Islas Galápagos", nos explica la doctora Laura M. Reyes, de la Universidad Nacional de la Patagonia San Juan Bosco, en Puerto Madryn, Argentina. En total, apunta la doctora, "hay colonias en más de 1.000 puntos diferentes", pero no todas reciben visitantes. Laura forma parte también del comité directivo de la Global Penguin Society, una organización internacional dedicada a la conservación de los pingüinos, las costas y los océanos en los que habitan. 

El Pedral organiza excursiones para conocer la colonia de pingüinos de Punta Ninfas.  | Maxi Jonas/Reserva El Pedral

Desde la Global Penguin Society, han coordinado y elaborado los planes de manejo integrales para áreas protegidas como Punta Tombo, el Parque Interjurisdiccional Marino Costero Patagonia Austral y la Reserva de Vida Silvestre El Pedral, todas ellas de pingüino de Magallanes en la provincia de Chubut, Argentina, y que reciben visitantes. 

A El Pedral, un precioso hotel de campo que data de 1923 situado en la reserva de la biosfera Punta Ninfas, Chubut, se acerca cada septiembre una colonia de pingüinos de Magallanes, por lo que es posible medio convivir con ellos mientras se descansa en el hotel. Se organizan caminatas guiadas entre sus nidos y monitorean a la colonia como parte de su colaboración con la Global Penguin Society. 

Para llegar a la reserva El Pedral, los aeropuertos más cercanos son los de El Tehuelche (Puerto Madryn) y el Almirante Marcos A. Zar (Trelew), donde operan Andes Líneas Aéreas y Aerolíneas Argentinas, respectivamente. Hay dos horas en avión desde Buenos Aires. Una vez en Puerto Madryn o Trelew, hay que trasladarse en coche hasta la reserva. 

Entorno de la reserva El Pedral.  | Reserva El Pedral

Y no es el único lugar en el que se puede combinar turismo e investigación en la zona. En la Estancia San Lorenzo, a unas cuatro horas de El Pedral (también en Chubut), se acumulan unos 600.000 pingüinos por temporada, lo que la convierte en la colonia continental de pingüinos de Magallanes más grande del mundo.  Los dueños de la estancia son la familia Machinea, de origen vasco, que llegaron a la zona de Península Valdés a comienzos del siglo pasado.

Vista aérea de la Estancia San Lorenzo.  | Estancia San Lorenzo

También se organizan visitas guiadas por expertos para conocer a estos pingüinos de Magallanes. Guillermo Paats, director de Argentina Visión, la empresa de servicios turísticos que gestiona las visitas a los pingüinos en Estancia San Lorenzo, nos explica que en los distintos senderos que tienen programados para observarlos "hay una interacción increíble con los pingüinos, ya que los tendremos a solo un metro de distancia". "También hay senderos para observar flora del lugar y el Cañadón de Fósiles marinos, donde encontraremos rastros de millones de años", añade. 

Fotografiando pingüinos en la Estancia San Lorenzo.  | Nicolas Urtasun

Ahora, con el tema del coronavirus, se espera retomar las visitas el próximo noviembre, con grupos no mayores de 20 personas, separadas entre sí por más de dos metros, nos explica Guillermo. "Hay que tener en consideración que la actividad es al aire libre, con lo cual las condiciones ambientales son óptimas." Además, en el salón restaurante de la Estancia San Lorenzo (que una vez al año, durante tres días, vuelve a convertirse en un lugar donde se esquilan las ovejas) se puede disfrutar de un cordero patagónico a la cruz, su especialidad, entre sendero y sendero. 

El cordero patagónico es la especialidad del restaurante de Estancia San Lorenzo.  | Estancia San Lorenzo

Gracias a la investigación que lleva haciéndose en la zona desde hace 40 años se ha podido saber que los pingüinos de San Lorenzo nadan entre 25 y 65 kilómetros a un área de alimentación que se encuentra al noreste de la colonia. Son menos kilómetros que los que nadan otras colonias y también están menos tiempo en la zona de alimentación. Esto significa que el alimento se encuentra cerca y es abundante. A esto se debe el crecimiento tan distintivo de esta colonia. En cada buceo están un minuto y medio bajo el agua recorriendo distancias de 170 metros. 

Pingüino incubando huevos en El Pedral. | Picasa/Reserva El Pedral

Este pingüino de Magallanes, que vive en las costas del sur de Sudamérica (desde el centro de Argentina hasta el centro de Chile, incluido el Cabo de Hornos y las Malvinas) se caracteriza por tener una media luna blanca en su cara, que se arquea desde el ojo hasta la garganta. Es una especie que está casi amenazada (según la Lista Roja de la UICN 2018), con 1.300.000 parejas aún en el mundo. 

Además del de Magallanes, vamos a conocer a todos sus primos...