Viaje al Titanic en 2018

Una agencia de viajes británica ofrece viajes al Titanic por  97.400 euros a partir de 2018

Adrián Lorenzo
 | 
Foto: ISTOCK

¡Belleza sin parangón! Los mares y océanos son auténticos paraísos submarinos. En sus profundidades esconden un amplio catalogo de maravillas que cualquier amante del buceo estaría dispuesto a investigar. Galeones y barcos de guerra, joyas arqueológicas, palacios y pirámides, museos de arte contemporáneo, y hasta ciudades enteras reposan sobre el lecho marino. Con el equipo y preparación adecuada, los interesados pueden zambullirse y descubrir ese universo alternativo que habita en el fondo del mar. La olvidada civilización en Pohnpei, el antiguo Palacio de Cleopatra, las ruinas de Yonaguni Jima en Japón o la ciudad de Shi Cheng en China son solo algunos de los tesoros por los que podemos bucear. ¡Y, ahora, a partir de 2018 también podremos adentrarnos en el Titanic!

Si bien podría tratarse del argumento de la nueva película de ciencia ficción de Steven Spielberg, una inmersión segura en los alrededores del Titanic no es una quimera. 105 años después del naufragio del trasatlántico, la compañía de viajes Blue Marble Private, con sede en Londres, ofrece la posibilidad de visitar los restos de la embarcación asentados en el fondo del Océano Atlántico Norte.

Precisamente ahí, en la costa noreste de Estados Unidos, en Terranova -Canadá- un equipo de OceanGate Inc acompañará a nueve afortunados, durante ocho días. ¿El objetivo? Navegar, descubrir e investigar los 269 metros de la cubierta del buque más famoso de la historia. Bombona de oxigeno en mano y acompañados por un equipo de buzos expertos, un submarino diseñado con fibra de carbono y titanio descenderá a los turistas a más de 4.000 metros.

La travesía no es apta para todos los bolsillos. Únicamente aquellas personas que estén dispuestas a pagar los 105.129 dólares (97.400 euros) que cuesta cada billete conseguirán realizar la inmersión. De hecho, tal y como ha anunciado Blue Marble Private en un comunicado de prensa, la primera inmersión ya está completa. Además, aseguran que el precio del pasaje es el equivalente a un billete en primera clase en el Titanic en el año 1912.

Todos los interesados deben darse prisa. Los expertos aseguran es una “experiencia única y efímera” ya que en dos o tres décadas las bacterias que amenazan la estructura del transatlántico acabarán por destruir el buque de manera definitiva. Efímero o no, no cabe duda que estamos ante una belleza sin parangón.

// Outbrain