Viajar con mascotas: incidencias más comunes y cómo superarlas

El 49 por ciento de los hogares españoles tiene un animal de compañía. La mascota es un miembro más de la familia y a sus dueños les gusta compartir con ella el mayor número de momentos posibles, incluidas las vacaciones. Estas preguntas aportan información útil sobre los viajes con mascotas y sobre las principales incidencias de viajar con ellas y la mejor manera de prevenirlas.

Virginia Nieto Sandoval
 | 
Foto: Jaime Martínez

1. ¿Cuántos animales de compañía hay en España?

Según el censo de mascotas de la Asociación Nacional de Alimentos para Animales de Compañía (ANFAAC), en el año 2013 se contabilizaron en España 5.400.000 perros, 3.800.000 gatos, 5.950.000 peces y 2.030.000 especies de otros animales. En total se contabilizaron 17.180.000 animales de compañía.

2. ¿Qué incidencias pueden suceder cuando viajo con mi mascota?

Las incidencias más comunes que pueden perturbar un viaje con la mascota van desde la enfermedad o un accidente sufrido por la propia mascota hasta que el que caiga enfermo o sufra un accidente sea el dueño del animal, pasando por el extravío del propio animal o de su documentación, o que la mascota haga daño a alguien o a algo.

3. ¿Qué pasa si mi mascota se pone enferma o tiene un accidente estando de viaje?

Hay que llevar al animal al veterinario. Es posible que le manden medicación, sea necesario hacerle pruebas, operarlo e incluso internarlo. En el peor de los casos, habría que repatriarlo a su país de origen.

4. ¿Y qué hago si hay que internar a mi mascota?

Si es posible, debe permanecer en el lugar de destino mientras su mascota se repone o permanece hospitalizada, lo que supondrá una alteración en el itinerario programado y unos gastos en alojamiento y en desplazamientos con los que seguramente no contaba antes de emprender el viaje.

5. Y si sufro yo un accidente o me pongo enfermo, y necesito pasar unos días internado en el hospital, ¿qué hago con mi mascota?

Puede dejar a su mascota alojada en una residencia animal para que cuiden de ella durante los días que esté hospitalizado.

6. ¿Y si mi mascota se extravía mientras estoy de viaje?

Debe comunicar el extravío a las autoridades locales y a las clínicas veterinarias cercanas al lugar del extravío. También puede poner carteles de búsqueda en la zona donde se ha perdido, anuncios en la prensa y en la radio local.

7. ¿Y si pierdo la documentación de mi mascota?

Debe realizar duplicados de la documentación original.

8. ¿Y si mi mascota hace daño a alguien o algo?

En ese caso podría tener responsabilidad civil.

9. ¿Hay algún seguro que cubra todos estos gastos?

En caso de enfermedad o accidente de la mascota, el seguro cubre los gastos de asistencia veterinaria en cualquier país del mundo, prolongación de estancia del dueño de la mascota -es decir, alojamiento y desplazamientos del asegurado - en caso de alterases el itinerario previamente contratado antes de la fecha de retorno, o si decidiera prolongar su estancia en ese país más allá de la fecha fijada de retorno. También incluyen repatriación de la mascota hasta el centro veterinario o el domicilio habitual, traslado del asegurado dueño de la mascota y, si fuera necesario, el sacrificio del animal y/o eliminación de los restos mortales. En caso de hospitalización del dueño del animal, además, se cubre la estancia de la mascota en residencia de animal durante los días de hospitalización del asegurado. Si se extravía la mascota, gastos de publicidad, y gastos de hospedaje del animal extraviado y del traslado del animal hasta donde se encuentre el asegurado; gastos de duplicados de documentación del animal, y cancelación del viaje o interrupción del mismo, y responsabilidad civil.

10. Los seguros suelen cubrir a perros y gatos. ¿Hay algún seguro que cubra otras mascotas?

Sí, hay seguros que cubren no solo a perros y gatos sino también a hurones, cerdos vietnamitas, hamsters, cobayas, conejos, ardillas, chinchillas, canarios, jilgueros, cacatúas, periquitos, tucanes, loros de todo tipo, ninfas, erizos, patos, iguanas, camaleones, tarántulas, ranas, tortugas, peces, gerbillos, monos, chimpancés, ponis y caballos.