Un catálogo de buenas maneras para los turistas chinos

El gigante asiático se occidentaliza a pasos agigantados al amparo de su despegue económico y de su clara apuesta por una apertura hacia el exterior. Por ello, las autoridades del país han decidido "pulir" el comportamiento de sus ciudadanos mediante la implantación de un catálogo de buenas maneras. De este modo, se pretende que los más de 31 millones de turistas que durante el año pasado viajaron allende sus fronteras se comporten de un modo correcto, olvidándose de algunas arraigadas costumbres como hablar a gritos en la calle, escupir en las calles o descalzarse al entrar en medios de transportes públicos. Estas medidas, que ya han comenzado a implantarse en China, están encaminadas, según los responsables turísticos, "a dar una imagen acorde a la grandeza del país. Los viajeros deben aprender convenciones sociales, modales en la mesa y etiqueta en diferentes países, porque es importante ganarse el respeto".

Información: www.cnto.org