Tres hoteles para vivir la Cuenca más auténtica

Los hoteles "3C, Cuenca Con Carácter" están construidos en antiguos conventos o palacios de la ciudad manchega

Redacción VIAJAR
 | 
Foto: 3C, Cuenca Con Carácter

En estos momentos donde el turismo nacional se presenta como la mejor opción para pasar las vacaciones, nos acercamos hasta Cuenca para descubrir unos hoteles que han sabido mantener vivo el patrimonio vinculado a la historia, al arte y a las tradiciones de la ciudad manchega. Se trata de los hoteles "3C, Cuenca Con Carácter"¸ construidos en antiguos conventos o palacios.

Concretamente son el Convento del Giraldo, el Leonor de Aquitania y la Cueva del Fraile, donde el cliente podrá sentir y vivir la historia y el arte conquense, y penetrar en sus costumbres y tradiciones a la vez que participa y disfruta de una rica y espectacular naturaleza. Además, los restaurantes de estos establecimientos disponen de variadas gastronomías para el gusto de cada paladar.

Convento del Giraldo

A escasos metros de la Catedral y de la Plaza Mayor se sitúa el Hotel Convento del Giraldo. Ubicado en la calle más señorial y antigua de la parte alta de la ciudad, esta hospedería, ofrece unas vistas increíbles sobre la Hoz del Huécar. Como curiosidad, en la segunda planta del edificio, las Madres Celadoras mantienen sus dependencias religiosas.

Fachada del Hotel Convento del Giraldo | 3C, Cuenca Con Carácter

Esta construido en un antiguo palacete blasonado del siglo XVII, donde conviven elementos modernos con otros originales de la época como aljibes y artesonados. Además de su restaurante, el hotel complementa sus instalaciones con una sala de reuniones y una zona de uso privado con un spa, tumbonas calefactadas, baño turco y sauna finlandesa. Dispone además de terraza exterior en el privilegiado entorno de las Ruinas de la Iglesia de San Pantaleón.

Habitación del Hotel Convento del Giraldo | 3C, Cuenca Con Carácter

El Hotel debe su nombre a la Torre del Giraldo que formaba parte del recinto catedralicio. Así, se encuentra a escasos pasos de los lugares más emblemáticos de Cuenca: Catedral, Casas Colgadas, Puente de San Pablo, Iglesias y Museos.

Restaurante del Hotel Convento del Giraldo | 3C, Cuenca Con Carácter

Leonor de Aquitania

Cerca de la Catedral y de las principales instituciones culturales, en la calle más emblemática del casco antiguo de Cuenca, se encuentra esta Casa Palacio de siglo XVIII. Un establecimiento cálido y acogedor, con unos alrededores invitan a disfrutar del sabor de las calles y rincones de la ciudad medieval y sus lugares más tradicionales.

Habitación del Hotel Leonor de Aquitania | 3C, Cuenca Con Carácter

El hotel presta especial atención a la gastronomía, con el restaurante “RAFF San Pedro", situado en las antiguas caballerizas del palacio, y en el que se puede degustar una fusión de la cocina tradicional y de vanguardia. Como complemento el hotel ofrece el espacio gastronómico “Tempo Bar & Grill”, donde el cliente podrá relajarse con una copa o cena más informal después de un intenso día y deleitarse con sus impresionantes vistas sobre la Hoz del Huecar.

Restaurante RAFF San Pedro | 3C, Cuenca Con Carácter

Pero si lo que queremos es relajarnos de verdad, nada mejor que reservar hora en el espacio WELLNESS, donde encontraremos zona de musculación, baño turco, saunas de vapor e infrarrojos, photon, spa y zona de masajes.

Cueva del Fraile

La Cueva del Fraile está situada en un antiguo edificio conventual del siglo XVI, rodeado de un excepcional paraje de extensos jardines. La arquitectura y distribución original del inmueble permite disfrutar de un patio central con numerosas galerías con gruesos muros de piedra, altos techos y vigas de madera.

Paseando por el hotel descubriremos también el “Manantial de aguas Cueva del Fraile”, cuyas aguas, de forma ininterrumpida durante más de quinientos años, siguen llegando a los hogares conquenses, regando en su camino los huertos de la Hoz del Huecar. También en la zona exterior podemos disfrutar de las instalaciones deportivas, que incluyen desde una piscina semi olímpica hasta un campo de fútbol de césped natural, además de pistas de pádel, tenis, futbol sala, vóley playa, pista multiusos y minigolf en un entorno rodeado de 25.00 metros de zonas ajardinadas.

Las habitaciones cuentan un mobiliario rústico pero modernos y en su restaurante “El Colmado” podrás probar auténtica cocina castellano-manchega.