Operación Matterhorn: la quiebra de Thomas Cook provoca la mayor repatriación de británicos después de la Segunda Guerra Mundial

Más de 600.000 turistas en todo el mundo afectados por la quiebra de Thomas Cook dependen ahora de la respuesta que pueda dar la Autoridad de Aviación Civil (CAA), responsable de atender la repatriación de los afectados conforme a las leyes del transporte en el Reino Unido reguladas por la licencia conocida como Atol (Air Transport Organiser’s Licence). 

Redacción Viajar
 | 
Foto: herraez / ISTOCK

Para atender los efectos inmediatos de esta quiebra, la CAA ha puesto en marcha la mayor repatriación de británicos desde la Segunda Guerra Mundial, una extraordinaria operación que ha bautizado con el nombre de la montaña más alta de los Alpes: Operación Matterhorn

Björn Forenius

La CAA asegura a todos los turistas afectados que se encuentren de vacaciones en el Mediterráneo, Portugal o las islas del Atlántico que serán repatriados sin coste alguno por medio de los aviones fletados en la operación Matterhorn. Para el resto de turistas varados en otros lugares del mundo, la repatriación se realizará en vuelos de aerolíneas regulares. En este último caso, la CAA no asegura que se pueda hacer sin coste para el turista, que, en todo caso, tendría una “tarifa de rescate”.  Para tranquilidad de todos los turistas, la CAA recuerda que en el caso de la quiebra de la aerolínea Monarch en 2017, el 98 por ciento de los clientes regresaron al Reino Unido en la fecha originalmente prevista para su regreso. 

Nirian / ISTOCK

La CAA está contactado con los hoteleros afectados para asegurarles que se hará cargo de todos los pagos que puedan ser debidos a Thomas Cook. También se ha dirigido a los turistas, a través de la web www.thomascook.caa.co.uk para asegurarles que todos los pagos que hayan realizado a Thomas Cook para futuras vacaciones les serán reintegrados conforme a la regulación establecida por las coberturas de Atol. 

herraez / ISTOCK