Por qué hay "turismo activo"si todo viaje ya supone un esfuerzo

El éxito de la práctica de actividades deportivas que implican un cierto riesgo, el llamado "turismo activo", ha fomentado el aumento en la oferta de este tipo de viajes, así como la creación de empresas especializadas.

Virginia Nieto-Sandoval

1. ¿Qué prácticas conforman el llamado "turismo activo"?
Actividades subacuáticas como submarinismo y escafandrismo; náuticas como vela, piragüismo, rafting, windsurf e hidrospeed; terrestres como hípica, turismo ecuestre y ciclismo; actividades de montaña como montañismo, barranquismo, escalada, senderismo, actividades de orientación y espeleología; tiro con arco; actividades en la nieve como esquí, trineo, motos de nieve, todoterreno con motor y quads; actividades aéreas como ala delta, parapente, vuelo a vela y ultraligero.

2. ¿Por qué contratar los servicios de una agencia?
Por seguridad y profesionalidad, porque ofrecen equipamientos adecuados, monitores y guías experimentados, cursos de iniciación y seguros. También por economía en actividades que necesitan infraestructuras y equipamientos caros, permisos de vuelo o navegación...

3. ¿Qué requisitos se necesitan para este tipo de viajes?
Es conveniente realizar cursos de aprendizaje y tener unas condiciones de edad, estado físico y salud adecuadas. Por supuesto, hay que saber nadar para la práctica de los deportes náuticos y no sufrir vértigo en las actividades de montaña. Para la realización del puenting se recomienda no padecer ninguna enfermedad cardíaca.

4. ¿En qué aspectos debo fijarme antes de elegir la agencia?
La empresa debe contar con monitores, guías e instructores titulados que acompañen a los clientes y les tutelen en el cumplimiento de las normas necesarias de seguridad. Los equipos y los materiales han de reunir también garantías de seguridad y las homologaciones especificadas por la Unión Europea, el Estado o la Comunidad Autónoma correspondientes.

5. ¿Qué documentación tengo que recibir de la empresa?
El programa completo de los servicios contratados, un documento contractual donde figuren los destinos del viaje, categorías de los establecimientos y transportes que se vayan a utilizar; itinerario (visitas y excursiones incluidas en el precio); desglose de precios; datos del organizador, detallista y del asegurador.

6. ¿Qué información adicional me tiene que facilitar la agencia de viajes?
Es recomendable que facilite información adicional sobre medidas para preservar el entorno, equipo y material que debe aportar para la actividad, dificultades que implica su práctica, edad mínima para su realización y los comportamientos que deben seguirse en caso de peligro.

7. Si durante la práctica de una actividad se produce un daño a un tercero, ¿quién será el responsable de pagar los gastos producidos?
Quien haya producido el daño. Si tiene suscrita una póliza de responsabilidad civil y el hecho producido tiene cobertura en la póliza suscrita, ésta pagará los costes derivados por el daño.

8. ¿Qué es la responsabilidad civil?
La que adquiere cualquier persona cuando produce daños a un tercero, bien sean animales, personas o cosas, y se produzca por acción, omisión o negligencia.

9. ¿Y si sufro un accidente durante la práctica de una de estas actividades?
Si el accidente se produce por un error del cliente y no cuenta con el seguro de asistencia, tendrá que correr él mismo con los gastos de la asistencia y del rescate.

10. ¿Cómo me puedo proteger de los riesgos del turismo de aventura?
Existen pólizas específicas, diseñadas a medida para este tipo de viajes, con altos límites en asistencia y rescate (fundamentales en un seguro de estas características), e incluso los más específicos contemplan la posterior rehabilitación.