Paradores celebra su 85 aniversario con una exposición sobre su historia

La inauguración del primer Parador Nacional en 1928 sirve de acicate para una exposición retrospectiva que se exhibe en el Parador de Alcalá de Henares y que posteriormente visitará otros alojamientos de la red. La muestra reúne objetos de diversa índole que repasan la evolución de una empresa especialmente relevante en la historia del sector turístico español.

Pablo Fernández

La afición a la cinegética del rey Alfonso XIII proporcionó el impulso necesario para la inauguración de la red de Paradores en 1928. Para servir de apoyo a sus partidas de caza por la Sierra de Gredos, el monarca optó por construir un alojamiento digno de su título en el Parque Regional. En esencia, la filosofía de aquellos primigenios Paradores era dotar de recursos turísticos a zonas desfavorecidas de España. Ochenta y cinco años después, esta red de hoteles de titularidad pública cuenta con 94 alojamientos y más de 10.000 plazas. Para conmemorar este aniversario, Paradores ha organizado una exposición itinerante que reúne objetos de muy distinta índole acerca de la evolución de esta empresa, historia viva del sector turístico español. Tras un breve paso por el Parador de Gredos, que inauguró esta iniciativa, la muestra permanecerá en el Parador de Alcalá de Henares hasta el día 8 de enero y en próximas fechas viajará a otros lugares de España. Los visitantes encontrarán objetos como un par de uniformes de los años 40 de los guardas de Gredos, la primera centralita telefónica, dedicatorias ilustradas de artistas como Joan Miró y Rafael Alberti, imágenes de alojamientos ya desaparecidos como Ordesa y Pajares...

REFERENTES DEL TURISMO.

En la actualidad, Paradores cuenta con hoteles en todas las Comunidades Autónomas salvo en las islas Baleares. Excepción que desaparecerá tras la conclusión de las obras de adecuación del futuro Parador de Ibiza. El alojamiento de Alcalá de Henares, que ahora acoge la exposición, fue inaugurado en el año 2009 y desde entonces se ha convertido en uno de los referentes del grupo. El hotel ocupa el antiguo convento de Santo Tomás que, tras la desamortización de Mendizábal (1836-1837), acabó convertido en prisión. El último en incorporarse a la red ha sido el Parador de Corias, en Asturias. Ubicado en un monasterio del siglo XI declarado Monumento Histórico-Artístico Nacional, el Parador pertenece al término municipal de Cangas de Narcea, en pleno Parque Natural de las Fuentes del Narcea, Degaña e Ibias.

Parador de Gredos, protagonista de la Transición.

Además de ser el primer Parador, el alojamiento inaugurado por Alfonso XIII ha sido el escenario de varios acontecimientos que le aseguran un hueco en los libros de Historia de España. En 1933, José Antonio Primo de Rivera y sus seguidores se reunieron en los salones del alojamiento de Gredos para poner las bases de la Falange Española, que se presentó oficialmente meses después en el Teatro de la Comedia de Madrid. Casi 50 años después, en plena ebullición democrática, los siete redactores definitivos de la Constitución se enclaustraron en el Parador, huyendo de las constantes injerencias de diferentes grupos de presión, para dar la forma definitiva a la Carta Magna. Los visitantes actuales del Parador pueden visitar el Salón de los Ponentes, la sala donde debatieron Gabriel Cisneros (UCD), Miguel Herrero y Rodríguez de Miñón (UCD), José Pedro Pérez-Llorca (UCD), Manuel Fraga (AP), Gregorio Peces-Barba (PSOE), Miquel Roca (CIU) y Jordi Solé Tura (PCE). Uno de los principales impulsores de que la reunión se celebrara en la Sierra de Gredos fue Manuel Fraga, que frecuentaba estos parajes para practicar su afición a la pesca. La exuberancia natural de esta tierra parece deducirse de la afición de sus notables huéspedes por la cinegética. No obstante, los anónimos viajeros del siglo XXI parecen decantarse por la cada vez más en boga micología. Los tiempos cambian que es una barbaridad.