KLM retoma vuelos en Europa: volvemos a abrir las alas

Afirman que las rutas se irán reabriendo gradualmente hasta llegar al 15%, con vuelos en Madrid y Barcelona, y que el uso de mascarillas será obligatorio en todos los vuelos a partir del próximo 11 de mayo.

Redacción Viajar
 | 
Foto: KLM

KLM Real Compañía Holandesa de Aviación ha empezado a reestablecer gradualmente su red europea. La compañía ha empezado a operar de nuevo con un vuelo diario a 8 destinos que habían sido suspendidos en cumplimiento con las restricciones de viaje relativas a la Covid-19. El uso de mascarillas será obligarorio en todos los vuelos de la red de KLM a partir del próximo 11 de mayo.

La muy reducida red europea está configurada para conectar con el máximo número posible de vuelos de la red intercontinental. Las rutas se irán reabriendo gradualmente, pero pueden cambiar semanalmente, dependiendo de las medidas tomadas por las distintas autoridades en cada destino.

KLM

El objetivo de KLM para el mes de mayo es reanudar el 15% de sus vuelos, en comparación con el periodo anterior al brote de Covid-19. Un considerable número de vuelos intercontinentales están siendo operados actualmente en modo de carga aérea únicamente.

Todos los vuelos son operados con una flota de Embraer. En Madrid y Barcelona se opera con Embraer 90 con capacidad para 100 pasajeros.

KLM

Medidas de seguridad en los vuelos

Desde que se inició el brote de Covid-19, KLM ha introducido muchas medidas relativas al seguimiento y la higiene para proteger a sus clientes y a su personal, tanto a bordo como en los aeropuertos. La política de KLM se basa tanto en directivas de ámbito nacional de los Países Bajos (RIVM, Instituto Nacional de Salud Pública y Medioambiente) como internacionales (WHO, IATA), y están conformes con las leyes y regulaciones internacionales. En situaciones en las que no es posible garantizar la distancia social, se recomendará o será obligatorio el uso de mascarillas.

En vista de la continua evolución de las regulaciones y legislaciones, hasta nuevo aviso, el uso de mascarillas será obligatorio hasta el próximo 31 de agosto de 2020.

KLM

Otras medidas de higiene y seguridad llevadas a cabo por KLM

Bloqueo de asientos

Siempre que es posible, KLM tiene en cuenta la consigna general de la “distancia social” de 1,5 metros. En la práctica, esto significa que cuando la ocupación de un vuelo es baja (lo que en la actualidad es más común) se intenta establecer el máximo espacio posible entre los pasajeros dejando sitios libres.

Servicio a bordo

Uno de los principios más importantes para garantizar la seguridad de los pasajeros y de las tripulaciones es minimizar los momentos de contacto entre ambos. Esto impacta en el servicio a bordo y en consecuencia se ha simplificado el servicio de catering

Higiene a bordo

La tripulación lleva a bordo mascarillas y guantes de protección. A bordo existe además equipamiento sanitario suplementario como gel hidroalcohólico y en cada vuelo se reservan unos servicios exclusivamente para la tripulación. Los aviones de KLM son limpiados utilizando agentes limpiadores adecuados. Asimismo, el aire a bordo es renovado gracias a filtros de alta eficiencia que limpian el aire de partículas potencialmente nocivas y de virus.

Antes y después del vuelo

La seguridad en el viaje no solo se lleva a cabo durante el vuelo. Una serie de medidas de seguridad se llevan a cabo en el aeropuerto de Ámsterdam-Schiphol antes y después del vuelo. Esto incluye la comunicación acerca de la “distancia social” en la facturación, las puertas y mostradores de servicio y de conexión. Los pasajeros sólo pueden pagar con tarjetas de crédito o de débito. Los procesos de embarque se han modificado y se embarca en grupos más pequeños. KLM también realiza en determinados vuelos un control a los pasajeros.

Control de pasajeros

Varios países ha impuesto medidas a las aerolíneas con el fin de prevenir el contagio de la Covid-10. Esto requiere que, para estos vuelos, todos los pasajeros realicen un chequeo médico antes del embarque. Para vuelos que salen hacia Canadá, Singapur o Corea del Sur, se observa físicamente a los pasajeros. Además, los pasajeros que viajan a estos dos últimos destinos tienen un control complementario de temperatura. Esto se realiza en el aeropuerto de Ámsterdam-Schiphol por parte del personal de tierra de KLM en colaboración con los servicios méicos de KLM y el personal del servicio médico del aeropuerto.

Desde el 17 de abril, KLM proporciona un formulario a los pasajeros que salen desde algunos destinos identificados por EASA como de alto riesgo. Esto se realiza siguiendo las instrucciones del gobierno de los Países Bajos. El cuestionario se realiza a cada pasajero y, basándose en las respuestas, algunos pasajeros pueden ver denegado su embarque siguiendo las instrucciones del gobierno neerlandés.