Los hoteles más inusuales del mundo

Querrás pasar la noche en cada uno de ellos.

Ignacio Romo
 | 
Foto: Jacek_Sopotnicki / ISTOCK

Según datos oficiales, a día de hoy existen unos 184.000 hoteles en el mundo. La oferta de alojamientos es amplísima y muy variada. Por lo tanto, y tenido todo esto en cuenta, es obvio que para destacar sobre la competencia la imaginación y la creatividad se han convertido en un factor diferencial.

De esta forma, con el paso de los años cada vez más hoteles se han lanzado a la aventura de construir un alojamiento original y llamativo. Es decir, un lugar que sorprenda al viajero por su concepto y su forma, aunque siempre cuidando también el fondo.

Los hoteles inusuales los encontramos en todos los continentes. Ya sea en Sudamérica, con habitaciones colgando de los acantilados de los Andes o en un hotel construido a base de sal, o en el norte de Europa, donde predominan los alojamientos relacionados con la naturaleza, el cielo estrellado y el avistamiento de auroras boreales. Algunos de ellos trasladan sus habitaciones a las copas de los árboles, mientras que otros excavan en la tierra para instalar allí sus estancias.  También abundan los hoteles en islas remotas, como el Svinoy Lighthouse de Noruega, o los que hacen de su propia estructura una isla independiente, como el Manta Resort ubicado en Zanzíbar.

España, por su parte, posee el único hotel del mundo diseñado por Frank Gehry, el reconocido arquitecto autor de edificios ya emblemáticos como el Museo Guggenheim de Bilbao. El lujoso hotel de Gehry se encuentra en Álava y en él se combina arte contemporáneo y diseño con gastronomía y vinos.

En Andorra hallamos un hotel iglú en una de sus innumerables pistas de esquí, en un hotel de Kenia las jirafas Rotchschild habitan la zona como si fueran unos huéspedes más y en Tokio es posible dormir en una cápsula estrechísima. Estos son solo algunos de ellos, pero hay muchos más. ¡Descúbrelos!