Escaleras hacia el cielo. ¿Podrías subir los miles de escalones de estos monumentos?

Si tus piernas se ven con fuerza, nada como ejercitarlas subiendo escalones que te llevarán a la cima de ciudades y montañas

Redacción Viajar
 | 
Foto: TPopova / ISTOCK

Si los 674 escalones que hay que subir para alcanzar la segunda planta de la Torre Eiffel os parecían muchos, atentos a los miles de escalones que hay que ascender para coronar estos monumentos, algunos arquitectónicos; otros, naturales. 

MONTE NIESEN, SUIZA

Este monte de los Alpes berneses contiene la escalera más alta del mundo. Tiene 11.674 escalones, que recorren una distancia de 3,4 kilómetros con un desnivel de 1.669 metros. ¡Casi nada! Para los que consigan cumplir este reto, en la cima les espera el Berghaus Niesen Lodge, un restaurante en el que reponer fuerzas y, de paso, admirar las increíbles vistas.

Se puede subir en funicular o a pie.  | IAM-photography / ISTOCK

Por cierto, la escalera produce un efecto óptico: mientras vas subiendo, los escalones parecen no tener fin. Y para los que no tengan esa fuerza en las piernas, siempre pueden subir a la cima en un funicular que asciende paralelo a la escalera. 

CHAND BAORI, RAJASTÁN

Si buscas escaleras que subir, este aljibe es el colmo, ya que todo él está compuesto de escaleras distribuidas en 13 niveles y con una profundidad de 20 metros. Construido en el año 800 d. C. es una de las joyas de la ciudad de Abhaneri, cerca de Jaipur. En total, son 3.500 los escalones que lo componen. Su forma de pirámide invertida y sus escaleras agrupadas en una simetría perfecta lo hacen espectacular. 

Simetría perfecta. | DrewRawcliffe / ISTOCK

BURJ KHALIFA, DUBÁI

Actualmente, el Burj Khalifa de Dubái ostenta el título del edificio más alto del mundo, con 828 metros de alto. De ahí que para llegar a su piso más alto, el 160, haya que sortear 2.909 escalones. Por suerte, no está permitido subir esos casi 3.000 escalones andando. El edificio te permite coger un ascensor hasta un mirador en el piso 124. 

RobertHoetink / ISTOCK

WILLIS TOWER, CHICAGO

La conocida como Sears Tower de Chicago fue el edificio más alto del mundo entre 1974 y 1998. Y se puede comprobar si se suben los 2.109 escalones que llevan a su piso 103. Dentro de ella se organiza cada año la SkyRise Chicago, una carrera para ascender los más de 2.000 escalones sin morir en el intento.

Todos los años se ascienden sus escalones en una carrera, la SkyRise Chicago.  | Kngkyle2 / ISTOCK

EMPIRE STATE BUILDING, NUEVA YORK

En el caso del edificio más emblemático de Manhattan, puedes elegir: o subir los 1.860 escalones hasta el mirador de su planta 102 o los 1.576 hasta el mirador de la 86. Eso sí, el ascensor te subirá en un minuto.

Sus 102 plantas fueron inauguradas en 1931.  | Michael Yamashita/Corbis

TORRE EIFFEL, PARÍS

1.665 escalones tiene la Torre Eiffel, pero a los visitantes solo se les permite subir andando 674 de ellos, hasta la segunda planta. Es cansado, pero poder ir contemplando la estructura de la torre mientras se sube en vez de estar encerrado en un ascensor merece la pena. 

Solo se puede ascender hasta la segunda planta andando. | Janet Steveley / ISTOCK

LEADENHALL BUILDING, LONDRES

También se organizan carreras para subir los 1.258 escalones de este edificio conocido como The Cheesegrater (el rallador de queso). El Leadenhall Building, situado en el 122 de Leadenhall Street, tiene 225 metros de altura y 48 plantas.

Conocido como El rallador de queso. | dynasoar / ISTOCK

CUEVA DE TIANMEN, CHINA

999 escalones. Ni uno más ni uno menos. Eso son los escalones que hay que subir para llegar a la cueva de Tianmen, en el Parque Natural de Tianmenshan, en la ciudad china de Zhangjiajie. La cueva se conoce como la Puerta al Cielo y forma parte de la conocida como Área Escénica de Wulingyuan. Se trata de una zona protegida con miles de formaciones de arenisca y cuarcita con formas espectaculares. 

Dentro del Parque Nacional de Tianmen Mountain. | TPopova / ISTOCK

Lo de los 999 escalones no es fruto del azar. En la tradición taoísta es el número supremo, símbolo del emperador. Pero si no quieres subirlos a pie, puedes optar por el autobús, que recorre una sinuosa carretera serpenteada. 

Una de las zonas no aptas para gente con vértigo es el mirador de Coiling Dragon Cliff, con suelo transparente y que rodea una de las montañas, como podéis ver (aguantando la respiración) en esta imagen: 

No apto para gente con vértigo. | vichie81 / ISTOCK