@Dianamiaus: de profesión viajera

Estrenamos sección hablando con los viajeros más influyentes del globo. Cada mes, nos contarán cómo viven, cómo viajan, sus secretos para compaginar este estilo de vida, anécdotas, destinos irresistibles... Ellos son los reyes de las redes sociales, recorren el mundo y nos narran cómo lo hacen. 

Macarena Escrivá
 | 
Foto: @Dianamiaus

Cada día las redes sociales están más presentes en nuestras vidas. Estamos sometidos a una cantidad ingente de estímulos vía Instagram, Twitter, Facebook... Los viajes cada vez se han hecho más accesibles y es, a través de éstas, como descubrimos el mundo visto por los ojos de los viajeros más influyentes. Nos enseñan destinos, hoteles, restaurantes, naturaleza, arquitectura, cultura... y el mero hecho de bucear por sus galerías, se convierte en una delicia visual. 

@Dianamiaus

Hoy hablamos con Diana Milos, más conocida en las redes como @dianamiaus. Esta gallega acumula casi 100.000 seguidores en su Instagram, en el que nos muestra lo bonito que es viajar y poder contarlo. Diana además escribe un blog en el que nos enseña de primera mano los destinos que visita, nos cuenta cómo realizar la foto perfecta y los lugares clave para conseguirlas y hace que viajemos de su mano a destinos de ensoñación. Su pasión por viajar se convirtió en su trabajo soñado y esto es lo que nos ha contado...

Dejaste tu trabajo para dedicarte a viajar y contarlo. ¿Fue una decisión difícil?

En realidad era algo que llevaba planeando mucho tiempo. Llevaba años aprovechando mis vacaciones en el trabajo para viajar cada vez más tiempo y más lejos y ya comenzaba a planear el siguiente viaje en el avión de regreso. Mi sueño era viajar lo máximo posible y comencé haciéndolo con mis ahorros. Todavía no sabía qué me deparaba el futuro.

¿Recomendarías este estilo de vida a otros?

No creo que sea un estilo de vida que se adapte a todo el mundo. Para empezar, hay mucha gente que no viajaría sola. Algunos piensan que nos dedicamos a sacarnos unos selfies mientras tomamos un cocktail en una playa: nada más lejos de la realidad. Hay mucho trabajo detrás de cada viaje, no es precisamente vivir de vacaciones. No me quejo, ojo, pero hay que aclarar que no es tan sencillo como puede parecer desde fuera. 

@Dianamiaus

¿Cuándo empezaste a usar Instagram y cuándo empezó a despegar tu cuenta?

Creé mi cuenta personal en Instagram en 2012. Entre mis primeras fotos hay varios viajes a Sudeste Asiático, Europa, Sudamérica… Pero el gran cambio llegó en verano de 2017, cuando visité Grecia, Italia, Eslovenia y Portugal. Mis fotos se hicieron virales y desde entonces mi cuenta no ha parado de crecer.

¿Cómo organizas tu tiempo entre el blog, las fotos y su edición, el Instagram…?

Mientras estoy viajando apenas tengo tiempo para mucho más que hacer fotos y publicar en instagram. Es entre viaje y viaje cuando me pongo a escribir lo máximo posible en el blog, aunque me gustaría poder dedicarle mucho más tiempo - ¡nunca es suficiente!

¿Qué consejos darías a nuestros lectores para sobrellevar largas temporadas viajando?

Siempre que hago algún viaje de más de dos semanas me tomo alguno de los días “de transición” para descansar, organizar el resto del viaje, ponerme al día con emails, hacer Skype con mi familia y mi pareja… A veces hay que desconectar del propio viaje para poder disfrutarlo a tope.

@Dianamiaus

¿En qué medida han cambiado tu vida las redes sociales?

Aunque instagram no existiese, ¡yo estaría viajando! Gracias a Instagram y al blog colaboro con oficinas de turismo y hoteles interesados en este tipo de publicidad, posibilitando este estilo de vida.

Has contado varias veces que sueles hacer tus fotos con trípode y cuentas varios consejos para conseguir la foto perfecta. ¿Son el resultado de mucha prueba y error?

Así es. Hay mucha diferencia entre mis fotos de hace años y las de ahora - de hecho, antes apenas salía en mis propias fotos. Durante este tiempo he aprendido a sacarle partido a mi cámara, encontrar los encuadres perfectos, cómo posar y combinar colores y a editar mis fotos.

De los países que has visitado hasta ahora, ¿cuál es el que más te ha impresionado?

Siempre digo que los países que más me impresionan son los que parecen otro mundo. Si tuviese que quedarme solo con uno sería India por su riqueza cultural y esa mezcla caótica de colores, ruido, maravillas arquitectónicas… que hacen que sea un viaje por los sentidos. Otros países que me fascinan son Islandia por su naturaleza, Cuba porque está parada en el tiempo y Emiratos porque me parece un lugar de ciencia ficción.

@Dianamiaus

¿Alguno al que no volverías?

La verdad que he visitado varias veces la mayoría de países que he visitado hasta la fecha y no me importaría volver a todos y cada uno de ellos. Cada ciudad y país tiene mil lugares que conocer y nunca se puede conocer una ciudad totalmente en un par de días. Por otra parte, los sitios cambian según la época, con los años y según lo que nosotros mismos hayamos cambiado. Por todo esto no hay ningún lugar al que no volvería.

El próximo destino en tu lista de pendientes

Ahora mismo me apetece mucho visitar más en Middle East. Destinos como Omán, El Líbano, Uzbekistán, Irán… son los que más me llaman la atención. Aunque como te digo, siempre acabo visitando los mismos países una y otra vez.

¿Hotel boutique u hotel de gran cadena?

Como buena gallega, te responderé que “depende”. En general prefiero hoteles boutique, donde la experiencia es mucho más especial. Sin embargo he de decir que hay algunas grandes cadenas haciendo una muy buena labor en cuanto a sostenibilidad y les aplaudo por ello - y la verdad, no hay nada como un resort para descansar de verdad.

@Dianamiaus

¿Playa o montaña?

¡Elijo playa rodeada de montañas!

La historia más loca que te haya pasado en un viaje

Mi último viaje a India terminó con un retiro de yoga en Kerala. Fue en un pequeño hotel junto al río, y me gustó tanto que decidí dedicar mi último día allí para hacer fotos. Una de mis ideas era hacer una foto en la piscina. Para ello coloqué la cámara en un pequeño trípode, me puse una diadema de flores, activé el temporizador, comencé a alejarme en el agua… y de repente ¡escuché cómo la cámara caía en la piscina! Tanto la cámara como el objetivo dejaron de funcionar al momento, y casi me da algo ya que hacía menos de un año que me habían robado mi anterior equipo. Lo más sorprendente de esta historia es que esta cámara es una superviviente y sigo viajando con ella gracias al servicio técnico en India.

¿Elegirías otro país para vivir -cuando no viajas- que no fuera España?

La verdad que no me importaría pasarme una temporadita viviendo en Bali. Los atardeceres allí son alucinantes, y siempre hay playas, templos y cascadas por descubrir. Además, es súper fácil seguir una dieta vegana allí.