Cómo sirven a los viajeros los consulados y las embajadas

España tiene una amplia red de Embajadas y Consulados que proporcionan servicio a todos los ciudadanos nacionales que residen fuera o viajan al extranjero. Expedir un pasaporte, informar sobre servicios médicos y asistir en caso de desastre natural o atentado terrorista son algunas de sus funciones.

Carlos Perelló
 | 
Foto: Ximena Maier

1. ¿Qué diferencia hay entre una embajada y un consulado?
La embajada está situada en la capital y es la representación diplomática del gobierno en el extranjero. Facilita contacto entre gobiernos sin que los representantes políticos se tengan que desplazar. El consulado es la representación de la administración pública del país, prestando servicios jurídico-administrativos. Además, facilitan la relación de los ciudadanos españoles con España o de los extranjeros conectados con nuestro país.

2. Si estoy en el extranjero y tengo un problema, ¿adónde me dirijo?
Tanto la embajada como el consulado ofrecen protección y asistencia a españoles que hayan sido víctimas de un delito o estén en una situación de necesidad, de tal modo que no sean discriminados por su condición de extranjeros.

3. ¿Qué puede hacer por mí la embajada o consulado si tengo problemas fuera?
Expedir un pasaporte extraviado o robado, dar asistencia tras una detención, informar sobre los servicios médicos en caso de accidente o enfermedad, adelantar dinero de forma extraordinaria en situaciones de extrema necesidad o realizar trámites administrativos.

4. ¿Qué cosas no puede hacer?
Entre otras, las funciones de una agencia, facilitar intérpretes, guías o asistente social. Tampoco garantiza un tratamiento médico mejor que el otorgado a los nacionales de dicho país.

5. ¿Cómo debo actuar si me roban el pasaporte en el extranjero?
Hay que acudir a la comisaría más cercana. Una vez obtenida la denuncia hay que dirigirse a la embajada, aportando dos fotografías tamaño carné, documento de identidad (si se ha salvado alguno del robo) y los datos del vuelo de regreso. Allí se expedirá un nuevo pasaporte o un salvoconducto para poder regresar a España. En casos excepcionales se puede adelantar el dinero necesario para una repatriación, que deberá ser devuelto en los plazos establecidos por la ley.

6. ¿Y si me han robado dinero o la tarjeta de crédito?
Si el robo sólo ha sido monetario, hay que acudir a un servicio de envío de dinero o pedir que envíen un giro postal a retirar en una oficina de correos. Si lo sustraído es la tarjeta de crédito, debe denunciarse a la entidad emisora. La embajada/consulado facilitará todos los trámites de contacto.

7. ¿Y si se produce un desastre natural o un acto terrorista?
Existe una Unidad de Emergencia Consular para gestionar las emergencias de gran envergadura. Registre en una base de datos de la web del Ministerio (www.visatur.mae.es/viajeros) los detalles de su viaje. El sistema permite recibir información de los afectados por una crisis o de sus familiares.

8. ¿Qué hago si no hay consulado en el país que visito?
Acudir a la sección consular de la embajada de España en la capital del país de destino o a su oficina consular de la ciudad más cercana.

9. ¿Y si no hay consulado ni embajada de España?
En este caso se debe acudir a los de un país miembro de la Unión Europea, donde recibirá la protección de las autoridades diplomáticas y consulares en las mismas condiciones que un ciudadano de dicho Estado.

10. ¿Por qué en Asuntos Exteriores recomiendan llevar un seguro de viaje lo más amplio posible y conceden especial interés a una buena póliza médica?
Los seguros cubren imprevistos de los que el consulado no puede hacerse cargo, como robo o localización de equipajes, gastos de cancelación, pérdida de servicios contratados, demoras, intérpretes, responsabilidad civil o gastos médicos por enfermedad o accidente. Hay que tener en cuenta que los gastos de hospitalización o de médicos en muchos países pueden resultar muy elevados.

Y además...
• Consulte la ficha del país de destino con las recomendaciones de viaje en la web del Ministerio de Asuntos Exteriores.

• Lleve fotocopias de su documentación o escanéela y envíela a una dirección de Internet para poderla rescatar e imprimir.

• Infórmese de las leyes extranjeras y respételas, sobre todo en lo referente a tenencia, consumo y tráfico de estupefacientes, incluido el alcohol.