Aventura es una palabra que rima con literatura

Cristina Spínola animó a las mujeres a que viajaran solas. "El viaje en solitario –dijo– es el que mejor nos permite conocernos".

Mariano López
 | 
Foto: Viajar

VIAJAR cumple, como saben, 40 años y ha comenzado a celebrarlo con la entrega de los Premios VIAJAR 40 Aniversario a cuatro grandes viajeros: Sebastián Álvaro, Cristina Spínola, Javier Reverte y Pedro Duque. La intervención de los tres primeros en la fiesta, de la que encontrarán información en las páginas centrales de este número, fue un maravilloso y emocionante regalo. Fueron ellos quienes nos premiaron. Con sus palabras, emocionantes, sinceras, con su explicación de lo que significa el amor al viaje, la pasión por la aventura.

Para mí –dijo Javier Reverte–, aventura no significa jugarse la vida donde silban las balas. Para mí, aventura es sencillamente asomarte a lo que no conoces, enfrentarte a lo que ignoras”. “El amor es una gran aventura –añadió el escritor–, pero la aventura suprema es viajar. Nadie olvida el tiempo en el que viaja. Porque viajar es salirse de la norma, de la costumbre. A mí me dicen: ‘Tú viajas para huir’. Y yo digo: ‘¡Claro que viajo para huir!’ Para huir del aburrimiento, de la melancolía, de ver las mismas caras todos los días”.

Sebastián Álvaro recordó que cuando nació la revista VIAJAR, en 1978, la palabra aventurero se entendía solo en la segunda acepción que ofrece el diccionario: hombre sin oficio ni profesión. “VIAJAR fue una de las revistas que ayudaron al país –dijo Sebastián Álvaro– a reconciliarse con la aventura en el mejor sentido de la palabra: el espacio de tiempo que le robamos a la muerte. Aventura es la vida apasionada”.

Cristina Spínola animó a las mujeres a que viajaran solas. “El viaje en solitario –dijo– es el más gratificante, el que más nos empodera, el que mejor nos permite conocernos a nosotras mismas”. “Con mi viaje –añadió–, he logrado por fin estar contenta conmigo misma, he salido de mi zona de confort, he aprendido a no depender de nadie”.

Son palabras de grandes viajeros, que llenaron la noche de los Premios VIAJAR. En especial, con la palabra aventura, “que, por cierto –dijo Javier Reverte–, rima con literatura”.