5 ciudades a la vanguardia del arte

Estas ciudades son grandes aliadas de la creatividad y la imaginación, haciendo que el arte inunde cada rincón.

Estela Pérez
 | 
Foto: aluxum / ISTOCK

Para los que trabajan en la industria creativa, el mundo entero puede ser fuente de inspiración. Aunque, si bien es cierto, hay determinadas ciudades que destacan por ser las más innovadoras en lo que a tendencias de arte contemporáneo se refiere. Al pensar en históricos puntos calientes del arte, de manera instantánea, Nueva York, Londres y París son los nombres de las capitales que se precipitan en aparecer. Del mismo modo, Los Ángeles, México DF o Hong Kong se han convertido en el punto de encuentro para jóvenes estudiantes de arte. Pero, en esta peregrinación por la senda artística, saltan al camino otras muchas ciudades que viven un auge de creatividad y talento. El boom artístico se materializa en imponentes esculturas al aire libre, galerías de arte que reciben los aplausos de la comunidad internacional, una fértil escena de arte urbano o firmas de diseño que marcan tendencia en todo el globo. En base a distintos factores -desde la calidad de vida, las opciones culturales, las atracciones locales, hasta el número de agencias creativas-, estas cinco ciudades se revelan como las más propicias para que los artistas den rienda suelta a su creatividad.  

1. Pekín, China

railelectropower / ISTOCK

El arte contemporáneo en China vivió un asombroso crecimiento en la década pasada gracias, en gran medida, a su sólida economía y a una gran cantidad de coleccionistas de arte privados. Mientras que Hong Kong se ha posicionado como el epicentro del arte detallista en Asia, Pekín se ha ganado la reputación de cuna de artistas emergentes a la par que hogar de firmas más consolidadas. La impresionante colección que acoge su Museo Nacional de Arte exhibe tanto obras de caligrafía china tradicional como una serie de pinturas de Picasso. Desde hace más de 15 años, Pekín también celebra su propia Feria de Arte y Biennale, si bien, muchas veces eclipsadas por la Art Basel de Hong Kong y la Biennale de Shanghai. 

La escena pekinesa se distingue por la carga política que muestra más allá de las fronteras chinas. Dentro de las zonas de comercio cultural, destaca Dashanzi 798, un área ubicada al noreste de la ciudad que fue en el pasado un páramo industrial-militar, compuesto por edificios de estilo Bauhaus, diseñados en los años 50 en la Alemania Oriental como parte de la estrategia de unificación socialista. Las galerías de arte se despliegan desde Platform China -una galería enfocada hacia los medios de comunicación, que incluye una residencia de estudiantes, cuya finalidad es fomentar un diálogo global entre artistas- hasta la central eléctrica Pace - la primera galería neoyorkina que se estableció en la zona-. 

2. Accra, Ghana

sanjeri / ISTOCK

A pesar de que la financiación pública para proyectos artísticos es muy escasa, en Accra existe un nutrido grupo de inversores privados que han hecho que la escena artística ghanesa crezca a pasos agigantados. El coleccionista Marwan Zakhem fue el fundador de la primera galería de arte contemporáneo de la ciudad: Gallery 1957. Desde su apertura en 2016, la galería ha acogido casi una docena de espectáculos experimentales, entre los que se encuentra la presentación de una obra de Paa Joe, creador de ataúdes de fantasía de 70 años; o la artista emergente Elisabeth Efua Sutherland.

Asimismo, los espacios sin ánimo de lucro de Accra han sido fundamentales en el desarrollo cultural único que ha vivido la ciudad en los últimos años. Entre ellos, la Fundación Nubuke, obra del artista Kofi Setordji, creada para apoyar a la escena artística juvenil y promover el patrimonio cultural del país. Desde 2009, por la Fundación han pasado numerosos exponentes del arte contemporáneo de Ghana, como Serge Attukwei Clottey y Adwoa Amoah. A su vez, la creadora multidisciplinar Nana Oforiatta-Ayim inició en marzo una plataforma de investigación artística en el distrito de Osu. Ubicado en un antiguo taller de Alfa Romeo, los visitantes pueden acceder a una nutrida biblioteca privada, así como a distintos espectáculos de arte, diseño y música. 

3. Viena, Austria

oriredmouse / ISTOCK

Este año, la ciudad de Viena conmemora el centenario del fallecimiento de Gustav Klimt y Egon Schiele, autores cuyo legado artístico sigue vivo en la ciudad. Así, Viena acoge diversas instituciones que fusionan la rica historia artística de la ciudad con innovadoras perspectivas contemporáneas. Buen ejemplo de ello es el Museo Kunsthistorisches, donde se pueden admirar tanto antigüedades imperiales como las últimas obras de artistas contemporáneos. Recientemente, el neoclásico Templo de Teseo ha sido el lugar elegido para la instalación de la obra de la escultora conceptual Kathleen Ryan. Del mismo modo, el palaciego Museo Belvedere - usado como casa de verano por el príncipe Eugenio de Savoy-, ahora alberga ‘El beso’ de Klimt, acompañado de exposiciones monográficas del siglo XXI. Siguiendo esta línea, resulta imprescindible el Museo de Arte Moderno (MUMOK) y el Pabellón de exposiciones de la Secesión, ambos reconocidos por su programa artístico coronado por prodigios vanguardistas como Ericka Beckman, Alex da Corte o Nicole Eisenmann. 

En los dos últimos años, la ciudad austriaca ha asistido a la apertura de más de media docena de galerías dirigidas por mujeres y, desde 2015, celebra anualmente su propia Feria de Arte Contemporáneo, un evento fundamental que atrae a importantes coleccionistas de arte de todo el mundo. 

Todas estas potentes apuestas por el arte, sumadas a su cercanía a Berlín y a una buena relación entre coste y calidad de vida, han hecho de Viena un hervidero de jóvenes artistas y galeristas

4. São Paulo, Brasil

diegograndi / ISTOCK

Esta megalópolis es la capital artística por excelencia de América Latina. Más allá de la popular Biennale de Sao Paulo -la segunda Biennale de arte más antigua del mundo, sólo por detrás de la de Venecia-, en la ciudad se ubica un espléndido Museo de Arte Moderno, con salas donde se exponen obras de vanguardistas autores brasileños y un extenso jardín salpicado por más de una treintena de esculturas. Además, galerías como Choque Cultural, ofrecen la perspectiva creativa de talentos locales emergentes. 

5. Singapur

tapanuth / ISTOCK

La ciudad-Estado asiática es admirada como centro financiero global, pero su escena artística resulta del mismo modo impresionante. Entre sus instituciones locales, destacan el Instituto de Arte Contemporáneo así como la recientemente inaugurada Galería Nacional de Arte, que recoge la colección más grande del mundo de arte de Singapur y del sudeste asiático. La ciudad rebosa de rincones artísticos, algo que se confirma caminando por sus calles, plagadas de impresionantes esculturas, como el homenaje a Salvador Dalí a Newton en la UOB Plaza o la impactante escultura de bronce de Chong Fa en el puente de Cavenagh.