Así es Cuenca en Navidad

La ciudad castellano manchega propone algunos motivos por los que visitarla durante las fiestas de Navidad.

Viajar
 | 
Foto: ISTOCK

Famosa por sus Casas Colgadas, el Puente de San Pablo y por la procesión de los Borrachos en Semana Santa, lo cierto es que Cuenca es mucho más. No en vano fue hace ya 20 años declarada Patrimonio de la Humanidad. Pero además, durante la época navideña esta ciudad prepara una serie de eventos para toda la familia que no dejará indiferente a nadie.

Entre los más llamativos se encuentra un belén construido con más de 1.000 figuras de Playmobil. Este curioso nacimiento se encuentra en la antigua iglesia de San Andrés (siglos XVI-XVII) y estará expuesto hasta el 6 de enero. El belén de Playmobil, con una área de 90 m², ha sido construido por la hermandad de Jesús Resucitado y se puede ver gratis aunque se puede colaborar con un donativo que va destinado a la lucha contra el cáncer infantil.

Y en Belén nos quedamos ya que otro de los atractivos de Cuenca en Navidad es su Belén Napolitano, instalado en el Palacio de la Diputación Provincial y formado por unas 500 figuras hechas a mano por la Asociación de Belenistas de Cuenca. Este belén ocupa 130 m² y se caracteriza por hacer guiños históricos a personajes ilustres como Cervantes. 

Los más golosos no se pueden perder el Mercado de Dulces de Convento realizados por las monjas de clausura de las Monjas Clarisas de Sisante, las Trinitarias de San Clemente y las Carmelitas de Cuenca que se celebra en el Museo de la Semana Santa.

Tradicional son en Cuenca sin duda las rondas navideñas que recorren los días 24, 25 y 31 de diciembre y 1 de enero la ciudad al son de dulzainas, bandurrias, guitarras, zambombas y botellas de anís. Desde la Plaza Mayor y la de la Constitución se podrá disfrutar con villancicos de siempre como ‘La Mariomorena’ del que se dice que su origen se encuentra en la Cuenca del silgo XVIII.

Y si de música hablamos, el Teatro Auditorio de Cuenca será el escenario de varios eventos durante Navidad. El primero será el 28 de diciembre cuando toda la familia podrá disfrutar de ‘Los Músicos de Bremen’, al que le seguirá el 29 de diciembre el tradicional concierto navideño de la Joven Orquesta de Cuenca, mientas que el 2 de enero, la Orquesta Filarmonía y el Ballet de Cámara de Madrid llevarán los sonidos de Viena. Además, la antigua iglesia de San Miguel acogerá el 3 de enero un concierto de la Capilla de Música de la Catedral.

Y para bajar los excesos de la fiestas nada mejor que el deporte. Así, la mítica San Silvestre en Cuenca se hace en piragua por el río Júcar. Cada año, un centenar de personas recorren el trayecto que una la Playa Artificial y el Paraje de El Sargal, alguno de ellos incluso disfrazados. Pero si se prefiere el asfalto, este día se celebra también la tradicional Carrera del Pavo.

// Outbrain