Compras y tapas en la ‘milla de oro' de Oviedo

La zona alta de Oviedo acoge un área comercial tradicional en la que una selección de establecimientos de moda, lujo y belleza se alterna con estupendos bares y restaurantes para el descanso y el tapeo. He aquí un recorrido por la "milla de oro" de una de las ciudades más elegantes de España.

Regina Buitrago

Tomando como principal referencia la céntrica Avenida de Galicia, nos podremos regalar, para comenzar bien el día, un delicado placer hedonista, adentrándonos en el centro de estética integral Mi Calle de París (Avenida de Galicia, 9) (1), donde nos ofrecerán un viaje original: un masaje acompañado de fragancias exquisitas que nos dejará como nuevos para seguir disfrutando del gratificante paseo por la zona más in de la capital del Principado de Asturias.

Si aún no hemos desayunado, o como una novedosa opción para el almuerzo, merienda o cena, debemos hacer una parada en el recién inaugurado restaurante Naguar (Avenida de Galicia, 14) (2), una apuesta gastronómica, propiedad del cocinero Pedro Martino, donde se puede elegir, en un ambiente muy cool, entre cualquiera de las delicias de la carta, que se sirven a cualquier hora del día. Y si es fin de semana, también disponen de un magnífico brunch.

Si apetece darse un capricho en alguna de las joyerías de la zona, como, por ejemplo, unas perlas de Tahití, Arte Joya Vetusta (Avenida de Galicia, 9) (3), es propiedad de José Álvarez de Benito, nieto del conocido joyero restaurador de las joyas de la Cámara Santa, Pedro Álvarez, ha ganado cinco primeros premios de los concursos internacionales de diseño con estas perlas.

Y si nuestro paladar es uno de los más selectos del mundo, no tendremos escapatoria ante el irresistible escaparate de la Confitería Auseva (Avenida de Galicia, 11) (4), todo un clásico en el Principado de Asturias, donde encontraremos las mejores crêpes rellenas de crema, casadiellas, una estupenda tortilla con espinacas y pimientos del piquillo... todo y más, listo para llevar.

En la misma céntrica avenida, rodeando la fuente de la Plaza de América (donde se celebran todos los éxitos del piloto Fernando Alonso), podemos tomarnos un aperitivo, almorzar o cenar, en Del Arco (Plaza de América, 6) (5), que, con su taberna de lujo y elegante restaurante de dos tenedores, recibe a ilustres personajes de la ciudad o foráneos, como muchos de los galardonados con el Premio Príncipe de Asturias. Entre sus especialidades, los montaditos de picadillo con queso de Vidiago o las cigalitas sobre migas de centollo son de las más solicitadas.

De todo el mundo es sabido también que Oviedo presume de ser una de las ciudades más elegantes del norte de España. No en vano, la urbe tiene en la calle Asturias dos de las tiendas más glamourosas del Principado: Marcos Luengo (6), con sus exclusivos diseños a la medida, en piel doble faz, ropa de fiesta y sus preciosos bolsos que son muy buscados, y la zapatería Junco (también con un local en la Avenida de Galicia, 6) (7), con las tendencias de moda, en calzado y ropa, exclusivas para hombre y mujer de prestigiosas firmas como Moncler, Etro, Prada, Dolce Gabana, Miu Miu o Tod''s, entre otras.

También la moda vintage tiene su sitio en esta milla de oro en la cercana calle Matemático Pedrayes, 19, donde hace un par de años se instaló Rebeca Olivares y su boutique Dejà vu, en cuyas perchas cuelgan vestidos de los años 60, 70 y 80, bolsos y divertidos complementos de firmas como Pepa Loves o Di que sí.

Y muy cerca de aquí, en la calle General Zubillaga, 6, frente al Real Club de Tenis de Oviedo, una copa antes o después de cenar en el conocido pub Corner (8), con su original toque kitsch, un local que lleva más de 40 años en la ciudad compartiendo confidencias entre sus clientes en el ambiente más clásico, decorado por Chus Quirós.