El vino con los cinco sentidos

Entre copas, terruños y mares de vides. En bicicleta o a pie. Disfrutar del vino más allá. Sentir el poder de la tierra donde nacen las vides. Un racimo aporta decenas de experiencias: vinoterapia, museos, viñedos que miran al cielo en una mañana de vendimia. Las disfrutamos como sabemos. Al máximo. De norte a sur. De este a oeste. Recorremos España en busca de estas vivencias. Y vaya si las encontramos.  

Yolanda Guirado
 | 
Foto: VIAJAR

Ribeiro. Vinoterapia en un monasterio

GLOBAL IMAGE

Aquí lo mejor es desconectar el móvil y relajarnos. A eso venimos a San Clodio. Un monasterio con más de 500 años de historia convertido en el primer spa del vino gallego. Antes de elegir tratamiento, conocemos las propiedades de la uva para nuestra belleza y bienestar. Aporta flexibilidad, hidratación y firmeza a la piel gracias a su alto contenido en agua biológica, principios activos y polifenoles. (Los antioxidantes contra el envejecimiento).

Ramón Vaamonde

La envoltura corporal de uva es la antesala perfecta a un fin de semana de placer. La sugerencia nos encanta: reservar el spa solo para nosotras. Qué bien sienta cuidarse. Más información en: Eurostars Monumento Monasterio de San Clodio Hotel & Spa  San Clodio s/n, Leiro. Orense.

Ribera del Duero. Parque Natural Hoces del Río Riaza

MUNOZROMERO

Un águila real sobrevuela el viñedo. Estamos a escasos metros de ella. Imponente. Como cada día por la mañana, la majestuosa ave pica el vuelo para cazar codornices y conejos. La DO Ribera del Duero se extiende hasta aquí. Y entre viñedos las divisamos en el cielo. Salen del cañón de Hoces del río Riaza. Naturaleza viva. Declarada refugio de rapaces por Félix Rodríguez De la Fuente. También se acercan el buitre leonado o el halcón peregrino.

Las rutas son a pie o en bici. Tras las vides, nos esperan los cortados rocosos del Parque Natural. 12 kilómetros vertiginosos en vertical que dan cobijo a la mayor familia de buitres leonados de toda Europa. Ellos son los guardianes de estos viñedos. Más información en: Montejo de la Vega de la Serrezuela, Segovia.

Jerez. Tiempo de vendimia 

VIAJAR

Llega septiembre. Las joyas de Jerez ya están a punto. Las uvas esperan dulces la recogida. Estos viñedos son el origen de los vinos de Marco de Jerez. El mes de la vendimia ha llegado. Y por un día nos convertimos en cortadores o portadores. Los pies, descalzos. Imprescindible para sentir el espíritu del Sherry. Empieza la faena en la campiña jerezana y nos animamos a vendimiar. Este es uno de los procesos más tradicionales en la elaboración del vino y hay que vivirlo.  Después toca coger fuerzas con un desayuno cortijero. La noticia menos buena es que no podemos ir contra la naturaleza. Ni contra la lógica. Solo podemos vendimiar… en meses de vendimia. Más información en: La Carboná. San Francisco de Paula, 2. Jerez de la Frontera (Cádiz)

Rioja. Museo vivanco de la cultura del vino

VIAJAR

Vasijas milenarias, prensas, obras de Picasso, Sorolla o Chillida. Con este aval, no es de extrañar que la UNESCO lo haya declarado el Mejor Museo de la Cultura del Vino del mundo. Entramos en el Museo Vivanco. Principal destino turístico de La Rioja con 75 000 visitas al año. Adentrarse en estos 9 000 metros cuadrados de exposición supone conocer la cultura del vino desde la raíz. Cinco salas recorren las principales conexiones entre el vino y el hombre desde el 6 000 AC hasta la actualidad. Imprescindible el Jardín de Baco, una colección de vides que cuenta con más de 220 variedades de todo el mundo. Y hay más, los yacimientos arqueológicos San Bartolomé de la Noguera, un impresionante patrimonio del vino. Por el momento, cerrados para el público. Todo llegará. Más información en: Ctra. Nacional 232, Km 442. Briones (La Rioja).

La Mancha. La ruta del vino

VIAJAR

El madrugón merece la pena. A ambos lados de la carretera se extiende un horizonte cubierto de vides. Tras un largo camino de tierra, llegamos. Fuera se escucha el ladrido de los perros y el sonido de las herraduras de los caballos pisando la tierra. Dentro, están friendo unos dientes de ajo y tocino. Hoy hay gachas para comer. Comida de gañanes.

VIAJAR

De aquellos que trabajaban la tierra con el pañuelo de hierbas en la cabeza. Estamos en El Refugio (Socuéllamos). Una bodega de autor ubicada en la propia finca. Así el proceso de elaboración es más corto. Y el vino es de mayor calidad. Por aquí pasa la Ruta de La Mancha. El mayor viñedo de Europa recolectó en la última vendimia más de 300 millones de kilos de uvas. Y mientras conocemos al detalle los entresijos del vino, mojamos otro trozo de pan en las gachas. Siempre en el perol. Más información en: CM-3102 km. 14,6. Socuéllamos (Ciudad Real).