La Tienda Casa de la Panadería, o dónde encontrar los recuerdos más bonitos de Madrid

Así es la nueva tienda del centro de turismo de la Casa de la Panadería, que promociona el trabajo de los artesanos madrileños

Macarena Escrivá
 | 
Foto: D.R

¿Qué nos llevamos a casa de un viaje? Vivencias, recuerdos, infinidad de fotografías e historias que contar... Pero si hablamos de algo material, siempre será un souvenir. A veces es una palabra que, inevitablemente, nos trae connotaciones negativas a la cabeza. En todas las ciudades del mundo proliferan estas tiendas sin alma, donde un imán de un barco puede hacer las veces de Puerto Rico, Gandía o Tulum. Como tienen que ver con el mar... Y la triste realidad, es que todo lo que encontramos viene hecho en serie, fabricado de manera masiva y sin mayor gracia. ¿Estás cansado de que cualquier recuerdo de Madrid sea un llavero con un plato de jamón o una sevillana? Hemos encontrado una fantástica tienda, que acaba de abrir sus puertas y que promociona el trabajo de los artesanos madrileños, en la que encontrarás recuerdos con personalidad, buen gusto y con la verdadera esencia de Madrid impregnada en ellos.

D.R

Si tenemos que pensar en un punto neurálgico de Madrid, ¿cuál sería? Su icónica Plaza Mayor. Precisamente allí, en el centro de turismo y en lo que era la anterior Madrid Shop, ha abierto la Tienda Casa de la Panadería, un espacio que reúne todo lo que comentábamos al principio de este artículo.

D.R

El mero hecho de traspasar sus puertas, nos hace meternos de lleno en un espacio con puro sabor madrileño. El espacio, diseñado por la arquitecta Izaskun Chinchilla junto a artesanos y artistas de la región, ofrece un Madrid castizo, a la par que contemporáneo, en una simbiosis perfecta entre las dos caras de la ciudad, la tradicional y la moderna, todo ello enmarcado en un edificio histórico de la ciudad, como es la Casa de la Panadería. Calidad antes que cantidad, ha sido unas de las máximas a la hora de concebir este espacio, apostando por tener un lugar que hablase de Madrid.

D.R

Madrid como inspiración

La arquitecta, junto a un grupo de diseñadores, artistas y artesanos madrileños, han concebido una tienda llena de referencias a Madrid, a su vida, a su manera de acoger a todo el que la visita, a las tertulias... El interiorismo habla de las corralas, esos patios de vecinos tan castizos, que han colaborado a la vidilla, tanto social, como cultural de la ciudad. Pero no solo queda en estos patios la inspiración, sino en los tendederos, que también son símbolo de las ciudades, los corrales de comedias, donde se representaban obras y eran elemento esencial del ocio madrileño o las baldosas hidráulicas que sirven de suelo para infinidad de viviendas en la capital y muchas veces como cara inferior de los balcones y que aquí cubren el suelo.

D.R

Los mercados también han inspirado el espacio, dando lugar a pequeños puestos donde se encuentran los objetos a la venta, con una parte superior, que emula a las grandes cúpulas de cristal de los mercados y se ha resuelto con un sinfín de piezas de cristales de colores, sujetos por manitas de porcelana. Color, alegría, vida... En esta nueva tienda, se han implicado artesanos como Andrés Gallardo, reconocido por sus creaciones en porcelana, Inés Aguilar de La Casita de Wendy, que trabaja con moda sostenible, Iván Alvarado, productor de baldosas hidráulicas, Isabel Marías, paisajista y florista y Antonio Morcillo, artesano de sillas. Todo lo mejor de Madrid dentro de una tienda.

DR

¿Qué comprar en la tienda Casa de la Panadería?

Si el espacio en sí enamora, también lo hace lo que podemos comprar en él. Aquí no hay piezas fabricadas en serie, sino pequeños objetos con nombre y apellido, que representan lo mejor de la ciudad en forma de recuerdo y hecho por los artesanos de Madrid. Será difícil decidirse. Porque allí esperan bolsos de yute de Atypical Project, las cabezas de toro de Javier S. Mediana hechas con fibras naturales, bolsos de piel de Oficio Studio, joras de cerámica de Andrés Gallardo, pañuelos de seda de Natalia Lumbreras o la cerámica de Abe the Ape. Y no solo hay objetos de nuevos creadores como los citados, sino objetos típicos madrileños, como las capas Seseña o las gorras de pichi o parpusas.

D.R

Diseño y artesanía, pero también hay un espacio dedicado a productos de merchandising como tazas, bolsos, bolígrafos, libretas o camisetas, eso sí, inspirados en los distritos de Madrid. Además de pitos de San Isidro, jabones y agua de colonia de Álvarez Gómez, guías y libros de la ciudad, juegos tradicionales...

¿Y de gastronomía? Madrid es ciudad de buen comer y en la tienda Casa de la Panadería, podrás llevar el mítico cocido madrileño o unos callos en conserva, caramelos de violeta, meninas de chocolate y barquillos.

D.R

Todo ello, disponible los 365 días del año y en un horario de 09:30 a 20:30.