De pintxos por Bilbao

Entre pintxo y pintxo Bilbao desvela sus secretos: una visita al Guggenheim, una subida al Funicular de Artxanda o un paseo por el Casco Viejo.

VIAJAR
 | 
Foto: David Crespo / ISTOCK

En Bilbao, y en el País Vasco en general, al tradicional acto español de tomar una cerveza, vino - o cualquier otra bebida- acompañado por un pequeño bocado se le denomina “irse de pintxos”. Aquí no es difícil encontrar a las kuadrillas (grupos de amigos) recorriendo la ciudad de bar en bar, disfrutando de los pintxos y de los potes, txikitos o zuritos -según se quiera-. Con el paso de los años y la bien ganada fama de la gastronomía vasca, la tradición de pintxos ha ido creciendo y variando en la ciudad. Ahora se busca sorprender al cliente con sabores y opciones más atrevidas y modernas, aunque sin perder de vista los productos tradicionales de la tierra.

La Olla de la Plaza Nueva

Este local, que ganó el premio a mejor bar de pinxtos de Vizcaya en 2015, posee una enorme barra con una gran oferta pintxos diferentes. El sitio se ubica en la Plaza Nueva, en el Casco Viejo de Bilbao, un lugar repleto de bares y restaurantes. De La Olla destaca el taco de bacalao al pil pil y el revuelto La Olla con Piperrada.

 

Bar El Globo

El Globo es uno de los bares más famosos de la ciudad. Está casi siempre repleto de gente, en parte por la calidad de su comida, pero también porque es un local de pequeño tamaño. Está situado en pleno centro de Bilbao, en la calle peatonal de Diputazio Kalea, junto al Palacio de la Diputación. Pintxos como el de txangurro gratinado o el de queso fundido con pato y paprika no defraudan.

Café Iruña

El Café Iruña es conocido en Bilbao por su comida y, sobre todo, por su llamativa decoración, con un cierto aire andaluz y árabe. Sólo ver el local ya merece una visita. Está situado junto a los Jardines de Albia, un pequeño y céntrico parque de la ciudad. Un café y un pintxo para desayunar es tradición del lugar.

 

Restaurante Víctor Montes

Este restaurante de la Plaza Nueva es uno de los más queridos por los bilbaínos. El lugar ya funcionaba antaño como tienda de ultramarinos, aunque pronto se convirtió en restaurante al instalarle mesas y una barra donde se encuentran los pintxos, caracterizados por un toque gourmet y divertido. En 1997, el local albergó la reunión que acabaría con la firma del proyecto Guggenheim de Bilbao, un acontecimiento que cambiaría para siempre el curso de la ciudad.

Bar EME

Este concurrido local, de aspecto moderno y sencillo, es uno de los históricos de la ciudad. Abierto en 1950, en su interior puedes pedir pintxos, pero esta vez haremos una excepción. Lo mejor de EME –y por lo que es famoso en Bilbao– son sus sándwiches, conocidos como triángulos y torres. Los triángulos se elaboran a base de pan, lechuga, jamón de york, mayonesa casera y una salsa secreta mientras que las torres son lo mismo pero sustituyen el jamón de york por anchoas.

La Viña del Ensanche

Este bar de estilo clásico fue fundando en 1927 y, más de 90 años después, sigue manteniendo la esencia de entonces, además de algunos muebles originales de la época. La especialidad de la casa son los pintxos con jamón ibérico de bellota. En la actualidad La Viña, ubicado en Diputazio Kalea, junto a El Globo, ha agrandado su espacio para abrir una tienda con sus productos y una zona de restaurante más formal.

 

La Vina del Ensanche #jamon #joselito #txakoli #kalimotxo #🤔 #redwine&coke #itsthefuture #bilbao

Una publicación compartida de Joe Wright (@joew12345) el

Gure Toki

El Gure Toki original nació en 1982, pero en 2015 se sometió a una remodelación para convertirse en un local con objetivos más vanguardistas, aunque siempre pendiente de la cocina tradicional vasca. Y es que, al fin y al cabo es este el punto fuerte de Gure Toki: la combinación de pintxos más modernos y otros de carácter más castizo. El local está ubicado en la Plaza Nueva, epicentro gastronómico de la ciudad.

Bar Baster

Baster, que abrió sus puertas hace apenas dos años, se ha convertido en poco tiempo en uno de los locales de moda del Casco Viejo bilbaíno. Destacan sus tortillas express, hechas al momento y al gusto del cliente, y su extensa carta de vermuts y cervezas artesanales.

 

Con la barra a tope!! ¿Cuál elijo? 🤔

Una publicación compartida de Baster (@baster_bilbao) el