El Hotel María Cristina, en San Sebastián, presenta su restaurante de verano

Por segundo año consecutivo, el hotel Maria Cristina, abre el restaurante efímero Ezcaray by Francis Paniego, tras el gran éxito del verano pasado.

Redacción Viajar
 | 
Foto: Hotel María Cristina

El chef, galardonado con dos estrellas Michelin y tres soles por la Guía Repsol en su restaurante El Portal de Echaurren (Ezcaray, La Rioja) y una estrella y dos soles por la guía Repsol, en el hotel Marqués de Riscal también de Luxury Collection (Elciego, Rioja Alavesa), vuelve de nuevo a San Sebastián, ciudad donde vivió parte de su formación. El mérito de este chef reside en haber sabido evolucionar a una cocina muy personal y de vanguardia, siempre poniendo en valor la materia prima de calidad de su tierra, partiendo de ingredientes y bases tradicionales, adaptándolos a propuestas novedosas, divertidas y deliciosas.

j.m.bielsa

Desde el 1 de julio y durante todo el verano, hasta el 15 de octubre, el restaurante temporal de 50 plazas estará abierto a mediodía (de 13:00 a 15:00) y por la noche (de 20:00 a 22:30), cerrando los martes y miércoles por descanso semanal. 

Hotel María Cristina

“Como cocinero me considero un poco “hijo de Donosti”, aquí completé mi formación junto a Pedro Subijana y Juan Mari Arzak, mi hija mayor nació en San Sebastián y cuento con grandes amigos aquí. Me siento honrado de estar aquí de nuevo, con mi propuesta gastronómica, en un lugar tan emblemático como el Hotel Maria Cristina”, explicó Francis.  “La propuesta gastronómica de Donostia es impresionante y apabullante, no ocultaré que venir a cocinar a esta ciudad me sigue imponiendo muchísimo respeto, aunque ya estuvimos aquí el año pasado y la acogida fue buenísima.”.

Hotel María Cristina

Francis y su equipo proponen dos menús diferentes, el Menú Tierra 17 Miradas (145€ iva incluido) y el Menú Tierra, 13 Ideas (115€ iva incluido). Ambos menús comparten los mismos entrantes, que comienzan con unos bocados variados. Francis y su equipo proponen un paseo por el maravilloso hotel María Cristina para disfrutar del primer recorrido del menú que, dependiendo de la climatología nos guían por la elegante galería del hotel o la terraza del Salón Easo, donde finalmente se sirve la experiencia gastronómica. El primer menú se divide en 3 tiempos seguido de los postres, e incluye todos los platos descritos a continuación. En el segundo menú se ofrece una selección de dichos platos y un postre. 

Los platos de los menús incluyen:

ESPARRÁGO VERDE con caviar imperial y mahonesa de setas

James Sturcke

PUERRO EN VINAGRETA cocinado a 90º durante 5 horas. ENSALADA DE CHAMPIÑONES Y ESPARRAGOS VERDES con oreja en escabeche y vinagreta de avellanas y miel. CIGALA, PIL-PIL DE NUECES DE EZCARAY Y TRUFA. 

Cigala al pil pil | James Sturcke

CALLOS DE BACALAO, sobre una crema a la vainilla y un toque picante. 

James Sturcke

PICHON ASADO con uvas al vino tinto, cereales y su canelón. 

James Sturcke

 HELADO DE MANTECADO envuelto en cortezas de cerdo, TOSTA TEMPLADA DE IDIAZABAL, MANZANA Y HELADO DE LECHE AGRIA, PETIT FOURS; una mirada al suelo del bosque. 

Petit Fours | James Sturcke

Este año se incorpora una novedad en formato de oferta, aplicable los Jueves, Viernes y Lunes a mediodía con el siguiente menú reducido por 50€ (Iva Incluido):

Aceitunas negras

Tortillita con crema de patata 

Croquetas, que le quitamos a mi madre

Hotel Maria Cristina

                                ********

Mamía con yema de huevo y caviar de trucha

                                ********

Cigala, pil-pil de nueces de Ezcaray y trufa

                                **********

Merluza Asada, sobre puré de patatas a la vainilla o Albóndiga Fluida con trufa.

James Sturcke

                                **********

Tosta templada de Idiazábal, manzana y helado de leche agria

Según el propio Francis “en estos menús queremos mostrar un reflejo de la tradición culinaria que nos transmitió nuestra madre, de las sensaciones que nos transmiten los diez kilómetros de naturaleza que rodean el valle de Ezcaray, y también de lo que hoy y aquí nos transmite esta maravillosa ciudad que nos acoge de nuevo durante estos meses. Todo ello filtrado por el tamiz de nuestra mirada, de la experiencia que a lo largo de los años hemos ido adquiriendo como cocineros y del compromiso de hacer una cocina con vocación creativa, moderna y pensada para ser disfrutada”.