Un verano de aventura en Lleida

Espacios naturales, aguas bravas, parques protegidos y una oferta amplia de servicios configura un lugar ideal para pasar las vacaciones

Lara Bau
 | 
Foto: Sergi Reboredo

De norte a sur y de oeste a este, las comarcas del Pirineu y las Terres de Lleida ofrecen al visitante una cascada de emociones y experiencias turísticas inolvidables, como consecuencia de una óptima combinación entre paisajes impresionantes, la amplia propuesta de actividades de turismo activo, un rico patrimonio monumental y arquitectónico y una oferta de servicios y equipamientos de primer nivel. Todos estos factores convierten a las comarcas del Pirineu y la llanura de Lleida en el destino ideal para el turismo de aventura, de naturaleza, familiar, cultural y gastronómico.

Las comarcas de Lleida proporcionan una cuidada oferta en actividades de turismo activo, gracias a un sector con 271 empresas especializadas que gestionan más de 50 actividades de aventura y deporte.

Gran parte de los recursos turísticos del territorio leridano tienen como base su carácter rural, donde juega un papel muy importante la abundancia de parajes de naturaleza salvaje, todo un paraíso para los amantes de la naturaleza. Encabezando estos parajes, encontramos espacios protegidos como el Parc Nacional de Aigüestortes y Estany de Sant Maurici, que ofrece un entorno de 14.000 hectáreas con 450 ríos, torrentes y estanques junto a las cimas míticas de los Encantats.

 
Ricard Badia

Escenarios naturales

El descubrimiento de los grandes escenarios naturales se completa con los parques del Alt Pirineu y del Cadí-Moixeró, a caballo de las tierras fronterizas del Pallars Sobirà, el Alt Urgell y la Cerdanya. Son territorios vírgenes junto a los valles donde la actividad del hombre convive con especies de leyenda como el quebrantahuesos o mamíferos de altura como el oso pardo, el ciervo, el corzo o el rebeco.  El conjunto de la demarcación del Pirineo y las Terres de Lleida cuenta con la certificación Biosphere Destination que avala su compromiso con la sostenibilidad. Por su parte, la cordillera del Montsec y el propio Parc Nacional de Aigüestortes y Estany de Sant Maurici tiene la Certificación de Destino Turístico y Reserva Starlight, y la Cuenca de Tremp-Montsec ha sido certificada como Geoparc por la Unesco. Las comarcas de la plana esconden por su parte pequeñas joyas naturales como el estanque de Ivars y Vila-sana, un espacio recuperado de alto valor biológico, o la confluencia del Segre-Cinca (Aiguabarreig Segre-Cinca), lugares que destacan por su riqueza ecológica, con una gran variedad de flora, diversidad de especias animales y de aves, y la excepcionalidad de sus paisajes.

Laberinto mágico

Estos tesoros naturales, junto a la oferta de actividades, configuran un escenario único de ocio y aventura. El 'rafting' es el deporte rey en la modalidad de aguas bravas, pero también el piragüismo, el 'hidrospeed', el 'kayak', el hidrotrineo, el descenso de barrancos, las canoas hinchables y el 'hidrobob', canoas, hidrotrineo, embarcaciones de paseo y 'trekking' acuático, entre otros. Los ríos Noguera Ribagorçana, Noguera Pallaresa, Garona y Segre son lugares ideales para la práctica de modalidades acuáticas.

Además de turismo activo y de aventura, el Noguera Pallaresa –considerado uno de los mejores ríos de Europa para el ejercicio de deportes en aguas bravas– y el Segre son los escenarios de diversas competiciones estatales e internacionales. Las Terres de Lleida son territorio de descubrimiento senderista y de práctica de la BTT, pues disponen de 26 grandes rutas y 10 itinerarios de caminos de Gran recorrido. Por su parte, los seis Centros BTT: Seu de Urgell, Pallars Jussà, Val d'Aran, Valls de Àneu, Vall de Lord y el Montsec suman más de 2.500 kilómetros de rutas marcadas, un verdadero laberinto mágico para conocer el territorio desde dentro. Recorridos cicloturistas como Pedales de Fuego, Era Roda, Pyrenees Mountain, Gravel, La Fera o la Montsec Bikepacking Loop plantean una experiencia deportiva y de desconexión adictiva. Imposible no repetir. Al mismo nivel que las emociones por tierra, estas comarcas regalan una experiencia inolvidable desde el aire, con doce modalidades de actividades aéreas con el parapente, los vuelos en globo y el ala delta como líderes.

Más información en www.aralleida.com.