El rincón más bello de Córdoba para una escapada: el barrio de la Villa de Priego de Córdoba

Sin duda, es uno de los barrios más bonitos de Andalucía y se ubica en la localidad cordobesa de Priego de Córdoba, la joya de la comarca Subbética.

El rincón más bello de Córdoba para una escapada: el barrio de la Villa de Priego de Córdoba.
El rincón más bello de Córdoba para una escapada: el barrio de la Villa de Priego de Córdoba. / Istock / Juan Gutiérrez

Es toda una sorpresa ver la ubicación del barrio de la Villa de Priego de Córdoba. Ya desde la carretera parece irreal ese tajo del Adarve, que alcanza 30 metros en su máximo desnivel y unos 200 metros de longitud. Ese corte en la montaña se vio como una defensa natural por aquellas poblaciones que decidieron asentarse en él y que formaron el núcleo urbano originario del Priego actual en época emiral. Hoy, ese núcleo se conoce con el nombre de barrio de la Villa.

Una de las floreadas calles del barrio de la Villa.

Una de las floreadas calles del barrio de la Villa.

/ Istock / BestTravelPhotography

Conjunto Histórico-Artístico desde 1972, el barrio de la Villa de Priego es de cuento, con sus calles empedradas y blancas y sus balcones enrejados llenos de flores en mayo y de luces en Navidad, un barrio vivo y bello todo el año. Uno de los itinerarios recomendados por el barrio parte de la Plaza de Santa Ana, junto a la parroquia de Nuestra Señora de la Asunción (de esta, hablaremos más tarde). Desde la plaza nos internamos por la calle Real hasta llegar a la placita de San Antonio, otra de las más bonitas del barrio. Luego, continuamos por la calle Jazmines y nos paramos un momento en el Rincón del Beso, uno de esos rincones instagrameables del momento. Tras el beso, o la ausencia de él, continuamos por la calle Bajondillo.

Plaza de San Antonio.

Plaza de San Antonio.

/ Istock / CaronB

Macetas en flor casi todo el año

El barrio de la Villa cuenta con varias casas rurales en las que alojarse. Nos sirva de ejemplo la Casa Baños de la Villa, con su espectacular patio y sus baños árabes. Sin embargo, son muchos los vecinos que siguen habitando el resto de viviendas y que dan fe de la vida del barrio a través de sus flores. Son ellos mismos los que las cuidan todo el año e incluso, si alguno falla, el vecino le ayuda. Es duro el trabajo de tener las macetas en flor casi todo el año y, salvo quizá en época de poda, la realidad es que se puede disfrutar de un barrio florido casi en cualquier momento de la visita.

Otro detalle de decoración floral.

Otro detalle de decoración floral.

/ Istock / Flavio Vallenari

Por cierto, la única tienda que hay en el coqueto barrio es Casa Tomás, en la calle Jazmines, 7, que vende souvenirs, recuerdos de artesanía y otros productos típicos. Más son las fuentes que se pueden encontrar en el barrio: en total, tres, que emanan continuamente y que son el ejemplo líquido de que a Priego se la conozca como la ciudad del agua.

Barrio de la Villa.

Barrio de la Villa.

/ Istock / Flavio Vallenari

El balcón del Adarve, una de las panorámicas más impresionantes

Tras recorrer las calles encaladas y floridas del barrio de la Villa desembocamos en el balcón del Adarve, que circunda el barrio y desde el que hay unas vistas espectaculares de los alrededores, sobre todo de ese olivar infinito.

Vistas desde el balcón del Adarve de Priego.

Vistas desde el balcón del Adarve de Priego.

/ Istock / BestTravelPhotography

Una vez bordeado el balcón, es obligatorio regresar a la parroquia de Nuestra Señora de la Asunción para comprobar por qué a Priego se la llama, además de ciudad del agua, ciudad del barroco. La razón está en su Sagrario de la Asunción. De planta octogonal, las ocho ventanas que se abren en su cúpula son las responsables de que la luz natural resalte la blanca yesería de esta obra, repleta de figuras vegetales y animales, de ángeles, de los 12 apóstoles… Es el blanco el símbolo distintivo del barroco de Priego, que, en su falta de policromía, se alza como uno de los ejemplos más puros de este movimiento artístico tan prolífico en Andalucía.

Sagrario de la Asunción de Priego.

Sagrario de la Asunción de Priego.

/ Istock / carlosanchezpereyra

Es la iglesia de la Asunción uno de los lugares clave de la Semana Santa de Priego, declarada Fiesta Interés Turístico Nacional de Andalucía y uno de los eventos que la une a otra localidades andaluzas bajo la etiqueta Caminos de Pasión, una ruta cultural que combina historia, patrimonio artístico, tradiciones, gastronomía, artesanía y naturaleza en 10 de los municipios más especiales de Córdoba, Sevilla y Jaén.

Iglesia de Nuestra Señora de la Asunción.

Iglesia de Nuestra Señora de la Asunción.

/ Istock / Flavio Vallenari

También son Fiesta de Interés Turístico los Domingos de mayo, la gran celebración de la ciudad, con más de 350 años de historia. Durante mayo, las imágenes titulares de cada cofradía son expuestas en retablos profusamente decorados con luces y flores y en las tardes de domingo se procesionan al ritmo de la música de bandas y de fuegos artificiales. 

Síguele la pista

  • Lo último