Uyuni, un paraíso de sal en Bolivia

El Salar de Uyuni es el mayor desierto de sal del planeta y uno de los lugares más remotos en los que el silencio y la absoluta soledad son una bendición más que un castigo. Este paraíso se encuentra en el Altiplano de Bolivia, al sur del país, sobre la Cordillera de los Andes y el mes de noviembre se convierte en lugar de cría de tres especies de flamencos, aunque la mejor época para viajar hasta él es durante los meses de julio a noviembre, cuando el Salar está casi completamente seco.

El Salar de Uyuni, a 3.200 metros sobre el nivel del mar, está rodeado por montañas y volcanes, como el Tanupa, que alcanzan los 5.000 metros de altura y es una de las reservas de litio más grandes del mundo con 140 millones de toneladas. En cuanto a la sal, posee una profundidad de sal que varía desde los 10 centímetros hasta los 8 metros y se calcula que cuenta con 10 mil millones de toneladas.

Uno de los principales atractivos del Salar es la llamada "Isla del Pescado", escarpada y la mayor del conjunto de islotes que se sitúan en el salar. El ella se sitúa el centro turístico y crece el cactus gigante Trichocereus pasacana que alcanzan hasta los 10 metros de altura.

Al Salar de Uyuni se puede acceder desde el pueblo de Uyuni o a través del desierto de Atacama, por la Cordillera de los Andes, desde Chile. Esta última posibilidad es la que ofrece la agencia de viajes Explora que ofrece un viaje para aventureros de 11 días llegando a la comuna de San Pedro de Atacama, Chile, donde se estarán los cuatro primeros días descubriendo el desierto a través de diversas actividades como rutas a caballos, en bicicleta, caminatas... El quinto día el grupo dará el salto a Bolivia y llegará a Cañapa pasando por el paso fronterizo Hito Cajón, el volcán Livcancabur y la laguna Colorada. El sexto día se llegará a Chituca y el séptimo a Uyuni desde donde se llega al volcán Tunupa. El noveno día será de regreso a Chile donde se descenderá por el Pacífico hasta llegar a Iquique, donde finaliza la travesía.

La travesía que ofrece Explora cuesta desde 6.760 dólares (4.870 euros) por persona en habitación doble en régimen de pensión completa y no están incluidos los vuelos de ida y vuelta. Más información en www.explora.com