The Berkshires, una de las postales otoñales más bellas del mundo

Todo el colorido de esta estación en todo su esplendor

José Miguel Barrantes Martín
 | 
Foto: DenisTangneyJr / ISTOCK

El Estados Unidos más bucólico aparece lentamente ante nosotros al llegar la estación otoñal. Los amantes de la naturaleza están de enhorabuena en esta época gracias a paisajes de postal que inundan ciertas secciones de los campos del país.

The Berskshires, como se conocen popularmente, son una región de relieve ondulante localizada a mitad de camino entre Boston y Nueva York. Un sector montañoso que se extiende al oeste del estado de Massachusetts donde el follaje de los tupidos bosques se torna multicolor para mostrarnos una cara tan espectacular como desconocida fuera de los Estados Unidos. Una maravilla dispuesta a asombrarnos con una de las postales otoñales más bellas del mundo.

El momento de conocer Nueva Inglaterra

Berkshires forma parte de la región histórica de Nueva Inglaterra, un territorio que abarca varios estados del noreste de Estados Unidos, rayando ya con Canadá. En uno de esos estados, en el de Massachusetts, de cuyo territorio es capital la famosa ciudad de Boston, se localiza un condado cuya naturaleza es un atractivo reclamo al comenzar el otoño.

Pueblo de Tyringham | DenisTangneyJr / ISTOCK

A principios de la estación, una sección de las Green Mountains comienza a cambiar gradualmente su aspecto para dar comienzo a la temporada mágica en la que las hojas tiñen sus colores para crear una serie de contrastes fabulosos.

Las áreas occidentales de estos terrenos montañosos dan el pistoletazo de salida para una especie de ola que va tornando los colores de los árboles a medida que avanza hacia el este del estado. Desde mediados de septiembre podemos disfrutar de un espectáculo cautivador hasta llegar a su momento de mayor esplendor durante el mes de octubre, cuando al recorrer las carreteras de este rincón estadounidense tendremos la ocasión de admirar, allá donde miremos en las partes altas, paisajes de postal.

Reserva Estatal del Monte Greylock | DenisTangneyJr / ISTOCK

Paisajes rurales que son un auténtico mundo de contrastes entre los tupidos bosques multicolor, impresionantes granjas de madera y colinas cubiertas de un manto de pastos.

10 lugares para volver a enamorarnos de Estados Unidos

Un tesoro natural y cultural de los Estados Unidos

Los Berkshires son un paraíso tanto para los amantes del senderismo como del turismo por carretera. Aquí discurren muchos de los trayectos que transitan a través de los Apalaches, así como rutas de gran reconocimiento por su valor natural.

Pueblo de Adams | DenisTangneyJr / ISTOCK

Una de las rutas más famosas es la que parte de Great Barrington para acabar en North Adams, al ser considerada el recorrido ideal para admirar el espectáculo del follaje otoñal de los Berkshires, además de permitir sumergirse en el ambiente rural de este territorio y atravesar algunas de las poblaciones más representativas de la zona, como son Stockbridge o Lenox.

Unas de las vistas panorámicas más apreciadas las podremos disfrutar desde Squaw Peak, unido indisolublemente en los recorridos turísticos a Monument Mountain, donde un sendero nos permite realizar una extraordinaria excursión hasta su cima. Aquí fue donde, según cuenta la leyenda, los escritores Herman Melville y Nathaniel Hawthorne se vieron sorprendidos por una tormenta durante la cual Nathaniel instó a Herman para que escribiera su obra más universal, Moby Dick.

Cataratas Bash Bish | Jennifer Yakey-Ault / ISTOCK

Otro de los puntos señalados de la zona y al que se puede llegar desviándose ligeramente de la ruta desde Great Barrington, son las cataratas Bash Bish, en Egremont. A pesar de su reducido tamaño son las más grandes del estado de Massachussetts - sesenta metros de altura -, constituyendo una de las paradas más populares gracias a su enorme vistosidad y el entorno boscoso en el que se encuentran.

No debemos tampoco perder la ocasión de visitar la Reserva Estatal del Monte Greylock, donde se localiza el punto más elevado de Massachussetts y desde el que se consiguen unas vistas panorámicas espléndidas sobre los estados de Nueva York y New Hampshire.

Reserva Estatal del Monte Greylock | AlbertPego / ISTOCK

En cualquier caso, y al margen de la belleza natural de los Berkshires, esta es también una tierra cargada de arte y cultura. Un buen ejemplo es el reputado museo de Norman Rockwell, en Stockbridge, así como las numerosas galerías de arte de Lenox.