Tahití en invierno, que más se puede pedir

Bora Bora, Moorea y Huahine son algunas de las islas paradisíacas que todos deberíamos visitar, al menos, una vez en la vida. La Polinesia Francesa ofrece un sinfín de posibilidades vacacionales pero en todas el relax es la máxima.

Una de las maneras más sencillas de conocer la Polinesia Francesa es a través de un crucero. La compañía de cruceros Ocean Princess ofrece viajes de once días por las hermosas islas de Tahití, Moorea, Bora Bora y Huahine, en el Archipiélago de la Sociedad; y el paradisiaco atolón de Rangiroa, en el Archipiélago de Tuamotu desde 559 euros por persona en camarote doble sin la tasas incluidas.

La ruta que ofrece el barco Royal Princess ofrece la oportunidad de conocer una gran diversidad de paisajes. Desde la exuberante vegetación de las islas volcánicas hasta as playas vírgenes repletas de palmeras del atolón.

El Royal Princess tiene una capacidad para 710 pasajeros en 355 camarotes. Entre otros equipamientos, dispone de una variada oferta de restaurantes, un spa, un gimnasio, una colección de arte internacional, boutiques, piscina, casino y un espacio para el golf.

Este crucero está disponible de noviembre de 2010 a mayo de 2011. Más información en www.cruceros-princess.com