Siglos de historia en las calles de Innsbruck

Eduardo Grund

Es la única ciudad en Austria que comparte la vitola de imperial con Viena. Pero Innsbruck, la capital del Tirol, ofrece mucho más al visitante, ahora que apuesta por una arquitectura a la última bajo el imponente marco natural de las montañas alpinas, al norte y al sur, que protegen a este enclave histórico elegido por los Habsburgo para convertirse en el corazón de su Imperio. Una ciudad coqueta, atravesada por un caudaloso río que seduce por su espectacular tonalidad verde, reconocible por su viejo puente medieval del que deriva su nombre y embellecida por los paisajes espectaculares de los Alpes austriacos, escenario que en enero de 2016 acogerá los primeros Juegos Mundiales Universitarios de Deportes de Invierno, los Wussi Games.