España frente al mar: siete pueblos históricos con esencia marinera

Viento en popa a toda vela…

José Miguel Barrantes Martín
 | 
Foto: AFransen / ISTOCK

Ya inmersos en el verano, los miles de kilómetros de costa con los que cuenta el territorio español son, como es habitual en estas fechas, uno de los destinos más atrayentes. En ellos se localizan un sinfín de poblaciones, entre las que encontramos un buen puñado de clara esencia marinera que se ha venido fraguando con el paso de la historia.

Nos dejamos guiar por los cantos de sirena para «arribar» a esta selección de pueblos de nuestro litoral.

Calabardina (Murcia)

Casi rayando con Andalucía, al sur de la región de Murcia, la pequeña pedanía de Calabardina es un pueblo de tradición pesquera que ancla sus raíces marineras en tiempos de los  árabes. Aquí se desarrollaba el arte de la almadraba, una antiquísima técnica de captura de atunes consistente en crear una trampa compuesta de aparejos de redes con los que se acorrala a estos animales.

Calabardina (Murcia) | Monique Pouzet / ISTOCK

Hoy en día, este pueblo costero aún asienta sus principales grupos de viviendas en el lugar que ocupaba esta almadraba, a pesar de haber perdido esta labor en favor de una actividad turística que aprovecha las límpidas aguas del cabo Cope para la práctica del buceo. Un excelente rincón que sigue sirviendo de fondeadero para las embarcaciones.

El Rompido (Huelva)

Entre infinitas lenguas de arena y a la sombra del Paraje Natural Marismas del Río Piedras y Flecha del Rompido, esta localidad onubense perteneciente al municipio de Cartaya cuenta con una profunda huella marinera.

El rompido (Huelva) | Mussklprozz

La desembocadura del río Piedras acoge esta preciosa población de la Costa de la Luz en cuyas orillas la presencia de las embarcaciones es una seña de identidad. Casi tanto como las casas encaladas de pescadores y sus imponentes faros. Un rincón donde el mar se mastica en todos los sentidos gracias a la rica gastronomía sustentada en la pesca.

Corcubión (La Coruña)

Nos vamos hasta Galicia, a la más alta de las Rías Baixas, la ría de Corcubión, donde el pequeño municipio del mismo nombre nos presenta un lugar señalado en el mapa con letras mayúsculas. El puerto de Corcubión, una viña señorial declarada Conjunto Histórico-Artístico en 1984, ha sido un importante centro marinero desde antes, incluso, de la época romana. Una tradición bien documentada que atrajo en el siglo XVIII a una serie de nobles familias catalanas que instalaron en este punto una industria de saladura que tuvo una gran repercusión para la zona.

Corcubión (La Coruña) | Basotxerri

Actualmente, desde esta localidad se puede partir a disfrutar del turismo marinero gracias a la Cofradía de Pescadores de Lira, en la vecina Carnota, que nos permite vivir la experiencia de compartir una jornada de trabajo pesquera aprendiendo las labores tradicionales de este oficio.

Camariñas (La Coruña)

No abandonamos la provincia de La Coruña pero nos desplazamos en esta ocasión al corazón de la Costa da Morte, donde la histórica localidad de Camariñas puede presumir de ser una de las poblaciones de la franja atlántica con mayor tradición de la pesca y el marisqueo. No obstante, su puerto pesquero es el más importante de la zona y la acuicultura en el término de su municipio es igualmente de gran relevancia.

Camariñas (La Coruña) | Cavan Images / ISTOCK

El cabo Vilán, donde se sitúa gran parte de este municipio, es un foco de riqueza natural y base de uno de los faros más emblemáticos de las costas españolas. Su gran altura y su largo alcance se unen al privilegio de ser el faro eléctrico más antiguo del país, alumbrando estas aguas desde 1896.

Santurtzi (Vizcaya)

Desde Santurce a Bilbao - como decía la canción - tan solo distan catorce kilómetros, pero esta población vizcaína situada en la desembocadura de la ría quizás no haya sido suficientemente explorada turísticamente a pesar de constituir uno de los más carismáticos puertos del Cantábrico.

Santurtzi (Vizcaya) | Pmk58

Aunque en la actualidad ya no cuenta con la importancia que gozaba en el pasado, aún presenta una notable tradición marinera que se deja notar indudablemente en todo su paseo marítimo Reina Victoria, en el museo Agurtza de interpretación de la técnica pesquera y en sus muelles.

No olvides probar las famosas sardinas de Santurce, icono de esta población y protagonistas de la célebre melodía a la que hacíamos mención en el inicio.

Tazones (Asturias)

La parroquia de Tazones es un precioso pueblo perteneciente al concejo de Villaviciosa, en la parte central de la costa del Principado de Asturias. Situada en la desembocadura de la ría, esta villa marinera fue durante varios siglos uno de los puntos de referencia del norte de España de los que salían las embarcaciones dedicadas a la caza de cetáceos.

Tazones (Asturias) | Tubamirum

Conocida popularmente por ser el lugar donde desembarco Carlos I a su llegada desde Flandes en 1517, esta población portuaria se ha convertido en uno de los pueblos más bonitos de España gracias a la disposición de sus casas de forma escalonada, en un paisaje de verdor frente al mar que rebosa belleza.

Fornells (Menorca)

Al norte de la isla de Menorca, en el municipio de Mercadal, nos encontramos con la pedanía de Fornells, una pequeña población cuyo puerto oculta raíces milenarias. Una localidad de pescadores de gran encanto que mantiene viva esta actividad, traduciéndose en la gastronomía local a través de su afamada caldereta de langosta.

Fornells (Menorca) | zianlob / ISTOCK

Al tratarse de un lugar estratégico, no es de extrañar que su edificio más emblemático sea la Torre de Fornells, una atalaya defensiva construida en los albores del siglo XIX desde la que admirar las preciosas panorámicas de la bahía.