Los secretos y la historia de los monasterios ortodoxos más famosos de Bulgaria

La religión es una parte importante que rodea a la cultura búlgara. Y además de interesante también nos muestra una de las partes más importantes de la historia del país. Por eso hoy te descubrimos los secretos y la historia de algunos de los monasterios ortodoxos más conocidos del país balcánico.

Álvaro Martínez Fernández
 | 
Foto: Falian / ISTOCK

Monasterio de Rila

Situado a unos 100km de Sofía este monasterio se encuentra dentro del Parque Nacional de Rila, un entorno natural privilegiado a una altitud de 1.150 metros. Este espectacular monasterio es uno de los símbolos del país y está declarado como Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO.

SilvanBachmann / ISTOCK

Pero no es solo eso, es el monasterio más grande de Bulgaria y de la península balcánica que, gracias al aislamiento del entorno natural en el que está enclavado, pudo seguir con su actividad monástica durante los cinco siglos de denominación otomana.

mchen007 / ISTOCK

El monasterio original fue fundado en el siglo X por San Juan de Rila, que fue un ermitaño canonizado por la Iglesia Ortodoxa y que era conocido originalmente como Iván Rilski.

Monasterio de Bachkovo

Nos vamos directos a este monasterio, el segundo monasterio ortodoxo más grande e importante de Bulgaria. Está situado a 30 kilómetros al sur de la ciudad de Plovdiv y fue fundado en 1083 por el príncipe armenio Gregory Pakourianos.

sjhaytov / ISTOCK

Al principio estaba concebido como un seminario al servicio del Imperio Bizantino, es por eso que en su arquitectura se puede apreciar la influencia de tres culturas distintas: bizantina, gregoriana y búlgara.

Wallpaper101 / ISTOCK

Pero no fue hasta 1344 cuando el rey búlgaro, Iván Alexander, controló la zona del monasterio y sus alrededores durante el Segundo Imperio Búlgaro. Este monasterio cuenta en su historia con una destrucción total de su estructura durante las primeras oleadas otomanas.

Hoy, podemos verlo en toda su esencia gracias a la reconstrucción que se hizo a finales del siglo XV, y la verdad es que es de una inigualable belleza.

Monasterio de Troyan

Este monasterio ocupa un lugar privilegiado dentro del patrimonio cultural del país y, aunque se encuentra en una zona un poco apartada, merece una visita. Está situado en un entorno natural de una verdadera belleza y que está situado a 10km al sur de la ciudad de Troyan.

vili45 / ISTOCK

Es conocido oficialmente como el Monasterio de la Dormición de la Santísima Madre de Dios y, hoy en día, es un templo de culto ortodoxo en el que nos encontraremos bastantes fieles de esta religión.

vili45 / ISTOCK

Se cree que fue fundado en el siglo XVII, siendo restaurado entre el 1830 y el 1865. Es una obra arquitectónica al mas puro estilo del Renacimiento búlgaro y, a pesar de su restauración, conserva su forma original.

Monasterio de Rozhen

Es uno de los pocos monasterios medievales que se conserva hasta nuestros días. Está situado en la zona de Pirin, en el suroeste del país. Esta en una zona un poco escondida, ya que está rodeado de montañas. Aún así, su visita es merecida para poder admirar un trozo de historia balcánica.

Nadezhda Tonkova / ISTOCK

Este monasterio, en la actualidad, está habitado por clérigos que viven con total austeridad y no está pensado para recibir a grandes masas de turistas. Aún así, si quieres visitarlo te quedarás maravillado por sus iconostasios tallados y sus increíbles frescos.

devnenski / ISTOCK

Monasterio de Aladzha

Es un monasterio construido en cuevas que se encuentra en el noroeste del país, a tan solo 15 kilómetro de Varna, concretamente en el parque natural Zlatni Piasatsi.

El complejo que rodea el monasterio es un espectacular jardín botánico (que, además, está muy bien cuidado). Es uno de los grandes atractivos de los alrededores de Varna y uno de los motivos por los que tantos turistas se acercan a este curioso monasterio.

mbears / ISTOCK

Aunque no se sabe su fecha de creación exacta si que se tiene constancia de su existencia entre los siglos X-XIII. Fue dedicado a la Sagrada Trinidad y ha contado, históricamente, con mucha actividad durante el Segundo Imperio Búlgaro.

jarino47 / ISTOCK

Además, a escasos 500 metros al oeste del monasterio se han encontrado un grupo de cuevas conocidas como las Catacumbas, que fueron habitadas durante los siglos V-VII, donde se encontraron cerámicas, monedas y pinturas murales de un gran valor cultural.

Monasterio Sokolski

Es uno de los más conocidos de Bulgaria y también uno de los más bonitos de país, ya que se encuentra enclavado en el entorno natural de los Balcanes.

Rocter / ISTOCK

Es un monasterio ortodoxo fundado en el 1833 que lleva el nombre de su fundador Yosif Sokolski. En sus orígenes fue una pequeña iglesia de madera que contenía uno de los iconos del actual monasterio que es considerado milagroso.

Rocter / ISTOCK

Este monasterio desempeñó un papel muy importante durante las luchas de liberación nacional, siendo uno de los cuarteles de los comités de liberación.

Monasterio de Dragalevtsi

Es un monasterio ortodoxo dedicado a la Santa Madre de Dios que está situado en las faldas del monte Vitosha, a las afueras de la capital del país. Además, para llegar al monasterio nos espera un paseo alrededor de un precioso bosque que tiene una ruta fácil y rápida.

intsys / ISTOCK

Fue construido en 1345 por el zar Iván Alejandro durante el periodo del Segundo Imperio Búlgaro. Con el paso del tiempo se fue haciendo famoso por ser uno de los bastiones de las actividades revolucionaras de Vasil Levski, considerado un héroe búlgaro.

hdesislava / ISTOCK

Hoy en día, este monasterio está habitado por monjas, y os decimos desde ya que es una de las visitas obligadas si tenemos planeado un viaje a un país con mucha, mucha historia.

Monasterio de Kremikovtsi

Este monasterio, también ortodoxo, está situado a las afueras de Sofía, sobre una colina y en un entorno privilegiado como son los Montes Balcanes.

Se cree que el monasterio de Kremikovtsi fue construido, también, durante el Segundo Imperio Búlgaro por Iván Alexander, uno de los últimos reyes de Bulgaria antes de la ocupación otomana.

ba11istic / ISTOCK

Este monasterio, como casi todos durante su historia a lo largo de los años, fue destruido a finales del siglo XIV fruto de la dominación del Imperio Otomano. Sería en 1493 cuando comenzarían a reconstruirlo gracias al lugarteniente Sofía Radivoi.

Este monasterio, además, jugo un papel importante para la cultura literaria de la región literaria, de la religión y del país.

sjhaytov / ISTOCK

¿Te los vas a perder en tu visita a Bulgaria? Nosotros seguro que no...