Secretos de Guatemala Maya

Álvaro Arriba

Lo que realmente hace diferente a Guatemala, lo que la confirma como heredera del espíritu maya, reside en el carácter enigmático de sus gentes, en su mayor parte descendientes de aquellos pobladores que quedaron plasmados en las viejas pinturas y esculturas mayas, de cuerpo enjuto, cabello negro como la noche, nariz aguileña y piel cobriza. De ellos conservan arcanos dialectos, la sabiduría calendárica que les permite detectar los mejores momentos para la siembra y la cosecha del reverenciado maíz, la habilidad de tejer una compleja y colorista simbología con los antiquísimos telares de cintura, y un sinfín de inquietantes rituales que hicieron pervivir enredándolos con las ceremonias cristianas importadas por los españoles. En ningún otro sitio como en Guatemala quedó tan fuertemente arraigada la herencia prehispánica.