Monopoli, la ciudad italiana que a todos nos suena

Una histórica población marinera en el tacón de la bota que nos recuerda a un mítico juego de mesa...

José Miguel Barrantes Martín
 | 
Foto: Michal Ludwiczak / ISTOCK

El nombre de esta población del sur de Italia nos recuerda inmediatamente al popular juego de mesa de las propiedades inmobiliarias. El «Monopoly» nos genera una casual coincidencia que nos permite conocer las bondades de un destino muy poco conocido fuera de las fronteras de su propio país.

e55evu / ISTOCK

Un destino sorprendente cargado de historia, patrimonio y una excelente ubicación en una bellísima zona costera que se ha convertido en su mayor reclamo.

Uno de los lugares más atractivos de la región de Apulia

La preciosa ciudad de Lecce, el laberíntico entramado de calles de Bari, la excepcional Cueva de Castellana o los famosísimos trullos de Arberobello, Patrimonio de la Humanidad por la Unesco, son algunos de los muchos atractivos que esconde la región de Apulia, el territorio que abarca todo el icónico «tacón de Italia».

Aurore Kervoern / ISTOCK

Uno de los lugares imprescindibles de esta preciosa región, que en los últimos años está acaparando cada vez más miradas en el turismo del país, es la localidad de Monopoli, una encantadora ciudad costera enclavada en una accidentada franja litoral donde se agrupan decenas de calas de aguas transparentes del mar Adriático.

e55evu / ISTOCK

Una población con aire marinero donde la presencia de los barcos de pescadores edulcora las hermosas estampas del puerto, el mar y la ciudad como telón de fondo, creando panorámicas repletas de encanto.

Joaquin Corbalan / ISTOCK

Un lugar marcado con letras mayúsculas en la Terra di Bari, cuya privilegiada situación marcó el rico legado histórico que podemos contemplar entre sus calles empedradas.

Siegfried Schnepf / ISTOCK

Su pasado como importante puerto del mar Adriático, que sirvió de punto de referencia de la zona para los pueblos que a lo largo de la historia tomaron el control de este asentamiento, ha dado como resultado un nutrido patrimonio en el que podemos encontrar vestigios que van desde los griegos hasta el Imperio español de Carlos V, pasando por sarracenos, bizantinos, normandos, venecianos…

e55evu / ISTOCK

Patrimonio donde perderse junto a calas de ensueño

Monopoli es un compendio de la rica historia del Mediterráneo a lo largo de los milenios. Sus ruinas romanas, sus vestigios de civilizaciones como los bizantinos o los normandos o, más recientemente, los monumentos testigos de la presencia española en la zona, hacen de esta ciudad un lugar para perderse entre sus calles; calles intercaladas de encantadoras plazoletas con animados locales donde tomar un aperitivo o disfrutar de la vida nocturna al caer la noche.

vololibero / ISTOCK

Precisamente la presencia española en la zona ha dejado como legado uno de los monumentos más destacados de la población: el castillo de Carlos V, que asomando al mar nos sorprende por su belleza y su corte robusto que le confiere un imponente aspecto de solidez.

Junto a él, el otro de los grandes referentes de la ciudad es la Basílica Catedral Maria Santissima della Madia, uno de los templos más bellos del sur de Italia.

Aurore Kervoern / ISTOCK

Tampoco hay que olvidar uno de los lugares más asombrosos y curiosos de Monopoli, la Iglesia di Santa Maria del Suffragio detta del Purgatorio, con su macabra decoración y sus momias expuestas al público.

El otro gran atractivo de la ciudad es, sin duda, el puerto viejo, del que parte el paseo marítimo y desde el que se puede disfrutar de algunas de las mejores imágenes de la parte antigua, con la batería de pequeños y pintorescos botes de pescadores flotando sobre las aguas.

Freeartist / ISTOCK

Más allá del patrimonio, los kilómetros de litoral que pertenecen a la localidad son una excepcional sucesión de grutas, playas y calas de aguas cristalinas y paisajes que enamoran. Una de las más cercanas al casco antiguo y también una de las más populares es la de Porta Vecchia, flanqueada por la silueta de las casas y el bastión defensivo.

e55evu / ISTOCK

A lo largo del litoral van apareciendo nuevas calas, cada vez más sugerentes a medida que nos alejamos del núcleo de población, al contar con menos bañistas, hasta toparnos con la espectacular imagen del Castillo de San Estéfano, de casi mil años de antigüedad, que con sendas playas a sus lados nos ofrece unas vistas sensacionales.

Y, cómo no, una de las calas más apreciadas de la zona, la Cala Verde, con su color de las aguas paradisíaco, reflejo de la belleza de esta parte costera del sur de Italia donde se asienta la desconocida ciudad de Monopoli.