Mikonos: redescubrir la isla del viento

Desde el pasado 15 de mayo, Grecia mantiene sus fronteras abiertas a viajeros procedentes de distintas partes del mundo, entre ellos, los españoles. Es el momento perfecto para volver a Atenas y conocer lugares increíbles como la Acrópolis, navegar por el canal de Corinto o saltar de isla en isla por las Cícladas.

Macarena Escrivá
 | 
Foto: mbbirdy / ISTOCK

Las hay pequeñas y seductoras como Naxos, Paros o Meteora, también algunas son de postal, como Santorini y sus cúpulas azules. Una de las más conocidas es Mikonos, a la que muchos viajaban por la noche y la fiesta, pero esta isla es mucho más. Playas increíbles, molinos de viento, una pequeña Venecia y un casco histórico de lo más pintoresco. Es hora de redescubrir Mikonos.

Mikonos, Grecia | spooh / ISTOCK

Chora, una capital de ensueño

Uno de los mayores reclamos turísticos de Mikonos, es perderse por el entramado de calles de su capital, Chora. Casas blancas, escaleras de colores, buganvillas a cada paso... Pero pasear no es lo único. Los locales afirman que Mikonos tiene 365 iglesias, una para cada día del año, pero en Chora se encuentra una de las más famosas de la isla y también una de las más antiguas, Panagia Paraportiani. En realidad se trata de un conjunto de cinco iglesias y sus orígenes se remontan a época bizantina. Impresiona tanto por su exterior, de un blanco impoluto y formas sinuosas, como por sus decoraciones propias de la Edad Media.

Iglesia de Panagia Paraportiani | mbbirdy / ISTOCK

No muy lejos de allí se encuentra otros de los hitos culturales de la isla, el Monasterio de Paleokastro, el Museo del Folclore o el Museo Marítimo del Egeo, que alberga una colección de instrumentos de navegación antiguos, modelos de barcos y mapas.

Un paseo por su antiguo puerto y los molinos de viento

A orillas del Egeo y también en Chora, fue donde navegantes se empezaron a establecer y construir casas junto al mar. Hoy en día muchas de esas casas se han transformado en restaurantes, tiendas, bares o clubes nocturnos, lo que hace de la zona, conocida como 'Pequeña Venecia', una de las más animadas de Mikonos.

Madzia71 / ISTOCK

Otro de los grandes iconos de la isla del viento, son precisamente sus molinos. Utilizados para moler el grano aprovechando la fuerza de los vientos en la costa, hoy son una de las panorámicas más fotografiadas y visitadas de la isla. Sus orígenes se remontan al siglo XVI y aunque ya no se encuentren operativos, vale la pena acercarse a conocerlos de cerca o disfrutar de la vista que ofrece este lugar en la cima de una colina, desde donde divisar Chora y el puerto a lo lejos.

afinocchiaro / ISTOCK

Playas increíbles

¿En busca de playa? Uno de los mayores activos de Mikonos son sus playas. Arena dorada, guijarros y aguas cristalinas conforman un paisaje inigualable. En el sur de la isla es donde se encuentran sus playas más famosas como Paradise una de las más animadas o Psarou, que goza de excelentes condiciones para practicar deportes acuáticos en sus aguas de color esmeralda.

Zheka-Boss / ISTOCK

En el oeste puedes visitar Agios Stefanos que goza de impresionantes vistas a la isla de Delos o Korfos, un paraíso para surfistas. En el sudeste se encuentran hermosas playas más tranquilas como Elia, Kalafatis o Lia, mientras que el norte esconde las más remotas, como Merchia o la paradisíaca Ftelia.

El desembarco de Grupo Pacha en Mikonos

La isla puede presumir de ser un destino cosmopolita, que cada año, atrae a visitantes de todas partes del mundo. Muchos vienen buscando su vida nocturna, considerada como una de las mejores de Europa. Con todo esto en modo stand by a causa de la pandemia, es buen momento para disfrutar de planes de día y cenas animadas.

Adolf Comes

A principios de este verano, el grupo español Pacha, abría dos propiedades en la isla. El primero de ellos, el hotel Destino Pacha Mykonos, ubicado en Agios Stefanos, uno de los lugares más impresionantes de la isla, a orillas del mar y con vistas al Egeo. Cuenta con 34 habitaciones, todas con terraza privada y de estilo mediterráneo, insertadas en construcciones típicas de la isla, donde el relax está más que asegurado.

Adolf Comes

Al igual que en su propiedad de Ibiza, la vida transcurre alrededor de su piscina, donde pasar el día en sus hamacas mientras sus dj's residentes amenizan el día o disfrutar de atardeceres de infarto al ritmo de la música.