Soñemos con nuestra nueva isla fetiche en el Mediterráneo: Prócida, la próxima Capital Italiana de la Cultura

Un "laboratorio cultural de felicidad social". Así definen a esta pequeña isla en el golfo de Nápoles, con un pasado borbónico, literario y cinematográfico. Prócida es la primera isla que consigue el título de Capital Italiana de la Cultura

María Escribano
 | 
Foto: Massimo Frascogna / ISTOCK

Es la primera vez que una isla ostentará el título de Capital Italiana de la Cultura. Será Prócida y lo hará en 2022, ya que este 2021 se ha decidido prorrogar la elección de Parma, que tuvo lugar en 2020 pero que no ha podido desarrollarse debido a la pandemia de coronavirus. 

Casas de colores en Marina Corricella.  | Cezary Wojtkowski / ISTOCK

Entre los motivos por los que Prócida, situada en la región de Campania, ha sido elegida capital cultural está su dimensión patrimonial y paisajística. La isla presentó una candidatura bajo el título de La cultura no se aísla, en la que destacó su cuidado de los bienes naturales y ser un “laboratorio cultural de felicidad social”, “un destino de escape, un expediente para la búsqueda de la felicidad”. Con su nominación, además, se da un empuje a que las islas más pequeñas del Mediterráneo se desarrollen desde un punto de vista sostenible. 

Prócida.  | Angelafoto / ISTOCK

Prócida es la sexta ciudad en ganar este título, que nació en 2014 en Italia y del que ya han disfrutado Cagliari, Lecce, Perugia, Ravenna, Siena (estas cinco, juntas), Mantua, Pistoria, Palermo y Parma y que en 2023 lo harán Bérgamo y Brescia. Sí, ya se han elegido las siguientes capitales culturales y se ha decidido que sean Bérgamo y Brescia por ser dos de las más azotadas por la pandemia de coronavirus. Serán un símbolo de renacimiento, señalan los italianos. 

Vista aérea de Prócida.  | lucamato / ISTOCK

Prócida está considerada la perla de las islas Flégreas, el archipiélago situado en el golfo de Nápoles (ciudad a la que está conectada por varios ferrys diarios) y al que también pertenecen Isquia, Vivara y Nisida. Y es famosa, con tan solo sus 4,26 kilómetros cuadrados, por haber sido escenario de películas como El cartero (y Pablo Neruda), que colocó a la playa Pozzo Vecchio en el mapa, y El talento de Mr. Ripley, entre otras.  

Cartel de 'El cartero (y Pablo Neruda)'. | D. R.

Sus casas de colores, sus pueblos pesqueros, su litoral marino protegido… Todo en Prócida es bello. Uno de los principales pueblos de la isla, que apenas supera los 10.000 habitantes, es Terra Murata, una villa medieval y el punto más alto de la isla, con el Palazzo d’Avalos coronando el cerro. Por cierto, el palacio, propiedad de los señores feudales de la isla, se transformó en palacio real por Carlos III de Borbón, que también era rey de Nápoles.

Vista del Palazzo d'Avalos. | e55evu / ISTOCK

Pero sin duda, el pueblo más pintoresco es Marina Corricella, con sus casitas de pescadores de mil colores y un lugar al que solo se puede llegar bajando por unas escaleras (las más famosas, la Gradinata del Pennino) o por barco. Sus habitantes se hicieron famosos en 2015 cuando Apple presentó el iPhone 6 y utilizó una imagen de Marina Corricella para demostrar lo bien que captaba los colores su cámara de alta resolución.

Marineros en Prócida.  | Don White / ISTOCK

Isla de marineros y pescadores, Prócida ha jugado desde hace siglos un papel central en la historia marítima y aún hoy atesora el Instituto Náutico más antiguo de toda Europa, de 1875. 

Estatua del político italiano Antonio Scialoja y Santuario di Santa Maria delle Grazie.  | Cezary Wojtkowski / ISTOCK

También cuenta con playas interesantes, como la citada de Pozzo Vecchio y la de Ciraccio, esta última, la que tiene el tramo de arena más largo de la isla y también el más rico en flora. 

Prócida, con el Vesubio y Nápoles al fondo.  | trotalo / ISTOCK

RESERVA NATURAL DE VIVARA

La pequeña isla de Vivara también forma parte de Prócida. Ambas están unidas por un largo puente peatonal, que conecta la isla grande con la Riserva Naturale Statale Isola Di Vivara. Su riqueza de flora y fauna le hizo ganarse esta protección en 1994 y es que en su día fue el pabellón de caza de los Borbones. Además de restos de construcciones de esta época real, también cuenta con grandes yacimientos de la civilización micénica, de finales de la Edad del Bronce. 

ISLA LITERARIA

Una manera más literaria de conocer la isla es a través de la novela L'isola di Arturo, de la escritora italiana Elsa Morante. Publicada en 1957, y llevada al cine en 1962, narra las vivencias de Arturo Gerace en la isla de Prócida en el año 1938. Y un periodo del año ideal para visitarla, en Semana Santa, ya que sus actos religiosos tienen renombre. 

'L'isola di Arturo', de Elsa Morante.  | D. R.