De gárgolas en gárgola por el mundo

Foto: Chris Andrews; Chris Andrews Publications/CORBIS

Las gárgolas son espectadores de piedra de la historia, sobre todo, de Europa. Monstruos y demonios alados pero también hombres y animales. Esto es lo que suelen representar las gárgolas, esas figuras que penden de algunos de los edificios que pueblan nuestras ciudades. Para ser más exactos, las gárgolas se introdujeron en la arquitectura europea a través de las catedrales del gótico. Mientras su función arquitectónica es la de desaguar el tejado de las catedrales conduciendo el agua al exterior a través de la boca (normalmente), la espiritual es de la proteger el templo de los malos espíritus y la de asustar a los pecadores, y la mortal es la de adornar ya que algunas son simples figuras sin utilidad ninguna.