Encontramos los orígenes de Halloween... en Irlanda

Decubrimos las numerosas tradiciones y leyendas relacionadas con esta celebración

Redacción Viajar
 | 
Foto: Mick O'Neill

Cada año el mundo entero honra a sus fantasmas durante unos días, en una tradición ya consolidada que muchos creen que tiene sello norteamericano. De tradición celta, Halloween, es realmente una festividad ancestral irlandesa que comenzó a celebrarse con el sobrenombre de “Samhain” que significa “final de verano” por el cual, los ancestros paganos consideraban que durante la noche del 31 de octubre los espíritus de los muertos volvían a visitar el mundo de los mortales.

Posteriormente, fueron los numerosos inmigrantes irlandeses los que extendieron estas tradiciones, especialmente en Estados Unidos, donde esta celebración fue adaptada y acogida con gran éxito. Hace cientos de años, los celtas se disfrazaban y encendían grandes hogueras para confundir y ahuyentar a los malos espíritus. La tradición de encender hogueras comenzó en las colinas de Irlanda con clanes y comunidades reunidas que encendían enormes fuegos ceremoniales, siendo uno de los mayores festivales en la cima de Tlachtga, o la colina de Ward en el actual condado de Meath. Hoy en día, el área alrededor de la colina de Ward y la colina de Tara, siguen siendo uno de los epicentros de las tradiciones irlandesas de Halloween.

D.R

Los duendes, los espíritus, las sombras y los fantasmas son algunas de las figuras sombrías que se abren paso desde el otro mundo para atormentar al pueblo irlandés durante la festividad de Halloween. Entre los muchos espectros que atormentan la isla en Halloween están los que representan los cuatro aspectos de Samhain; luz, oscuridad, travesura y cambio. El Samhain se sigue celebrando hoy en día en el Ancestral Este de Irlanda en el Festival Púca. Centrado alrededor de la Colina de Ward, donde comenzó la historia de Halloween, el festival recrea el encendido simbólico de los fuegos de Samhain en una ceremonia llena de música y baile. 

Allen Kiely

Comida tradicional para un Halloween irlandés

En la antigua fiesta celta de Samhain, el final de la cosecha era motivo de celebración para los irlandeses y aprovechaban para reunirse y compartir los frutos de su trabajo. De esta tradición derivan algunos de los platos típicos de Halloween más famosos de hoy en día. Por ejemplo, el colcannon, un plato cálido sencillo hecho con puré de patata y mezclado con col rizada o repollo verde y cebollas, que se ha hecho popular en todo el mundo en estas fechas. Las casas irlandesas se llenaban tradicionalmente con el olor a pan horneado, gracias al delicioso manjar conocido como barmbrack. La tradición indica que todos los miembros de cada familia deben recibir una rebanada de este bizcocho casero, que lleva en su interior algunas sorpresas. Encontrar un anillo dentro del bizcocho significa el descubrimiento del amor verdadero, mientras que una moneda te brindará riqueza y buena fortuna.

Allen Kiely

Las manzanas también se han asociado con Halloween en la tradición de la isla. En la vieja Irlanda, después de la cena, los jóvenes usaban la manzana dejando que su cáscara cayera al suelo creyendo que mostraría la letra inicial del nombre de su pareja. También realizaban juegos como buscar manzanas en un barril lleno de agua. En la tradición moderna también se utiliza este alimento para hacer formas de monstruos y pasteles de manzana para los más pequeños.

Lugares misteriosos en la isla de Irlanda

Casas encantadas, castillos malditos y todo tipo de espacios espeluznantes podemos encontrar en toda la isla de Irlanda. Cada uno con su propia historia que contar, todos los años atraen a los amantes de lo sobrenatural, ansiosos por vislumbrar un fantasma o sentir el frío del aliento de un espíritu. Se dice por ejemplo que Loftus Hall, en el condado de Wexford, es el edificio más embrujado de Irlanda, una mansión de cuento donde el mismo diablo vino a llamar a su puerta. Construido por la familia Shaw, el histórico Castillo de Ballygally, ubicado en Irlanda del Norte, es también famoso por el fantasma que reside en su torre encantada. La leyenda de esta fortaleza cuenta que Lady Isobel Shaw fue encerrada y castigada en la torre de este castillo por su esposo por no tener un heredero varón y finalmente fue asesinada.

Brian Morrison

Las historias de brujería, venganza, rituales demoníacos y traición abundan también en la hermosa ciudad medieval de Kilkenny. Se dice que al menos dos de sus edificios están embrujados por el mismo fantasma, el espíritu de Alice Kyteler, que fue acusada de ser bruja, pero huyó de la ciudad dejando en su lugar a su criada para ser quemada en la hoguera. El fantasma de Alice se vislumbra a menudo en Kyteler's Inn, la posada más antigua de Kilkenny, y en la Catedral de San Canice. Nacido en el apogeo de la Gran Hambruna, el escritor irlandés Bram Stoker trabajó en el Castillo de Dublín y se dice que le sirvió de inspiración para escribir Drácula. También le ayudaron los cuentos de muertos vivientes que su madre le contó  durante su infancia y las vivencias que vivió en una época llena de penurias y miserias. Cada Halloween, Dublín organiza el Festival Bram Stoker, un festival de terror con temática de vampiros en su honor.

D.R

Derry-Londonderry, uno de los mejores festivales del mundo

También la ciudad norirlandesa de Derry-Londonderry, se transforma cada año para ser el epicentro de las celebraciones de Halloween en Europa. Durante esta semana, esta localidad amurallada viste sus jardines, fachadas y escaparates de la forma más espeluznante con el objetivo de crear una atmósfera y sensación únicas. Elegido como el Mejor Destino del Mundo para Celebrar Halloween por USA Today, fiestas, conciertos y actuaciones se suceden durante ocho días en los que tradición y entretenimiento se funden en un programa de actos que incluye desfiles, bailes, tours históricos de la ciudad encantada o recorridos por las imponentes murallas de 400 años de antigüedad. Este año la festividad será adaptada debido a la crisis sanitaria y se mezclarán eventos físicos y virtuales.

Brian Morrison