Calanque d’En-Vau, la playa más impresionante de Francia

Acantilados vertiginosos y aguas de azul turquesa en el interior de un Parque Nacional

José Miguel Barrantes Martín
 | 
Foto: Janoka82 / ISTOCK

La región francesa de Provenza-Alpes-Costa Azul cuenta con una línea de costa privilegiada. Su diversidad y belleza sólo es comparable a la celebridad de muchos de los tramos que podemos encontrar a lo largo de toda ella. Existen, al mismo tiempo, otros espacios en este magnífico litoral del sur de Francia que no han llegado a alcanzar una gran fama debido quizás a la falta de accesibilidad o a no encontrarse cercanos a las típicas y más conocidas poblaciones turísticas.

mmac72 / ISTOCK

Este es el caso del pedazo de línea costera correspondiente al Macizo de los Calanques, que con sus 20 kilómetros de largo y 4 de ancho forma una impresionante elevación montañosa frente al mar Mediterráneo.  Los calanques - que no son sino calas -, que se encuentran encajonados entre acantilados en la franja costera de este macizo, suponen todo un espectáculo para la vista por los paisajes que nos brindan.

mmac72 / ISTOCK

Una de estas calas, el calanque d’En-Vau, constituye sin lugar a dudas una de las escenas costeras más impresionantes de toda Francia.

Calanque d’En-Vau, una playa difícil de imaginar

Calanque d’En-Vau se encuadra dentro de un entorno montañoso caracterizado por marcados acantilados, playas y riqueza natural, en un trazado litoral abrupto que comienza en la ciudad de Marsella y llega hasta la localidad de Cassis, inscrito todo ello bajo la figura del Parque Nacional de Calanques, uno de los más jóvenes y el más peculiar de todo el país, pues es el único que abarca tierra, mar y zonas periurbanas.

Janoka82 / ISTOCK

8300 hectáreas terrestres y 43500 hectáreas marinas cuya personalidad está definida por sus maravillosos calanques, entre los que destaca inconfundiblemente el d’En-Vau.

PocholoCalapre / ISTOCK

La innegable belleza de esta cala, que la convierte seguramente en una de las más bonitas de toda Francia, se une al hecho de su difícil accesibilidad, lo que hace crecer su encanto y la motivación que supone el poder llegar hasta este maravilloso lugar. Precisamente la dificultad para poder llegar hasta esta playa de paredes verticales y aguas azul turquesa es lo que hace que, a pesar de su majestuosidad, esté mucho menos concurrida que otras muchas de los alrededores.

rahan1991 / ISTOCK

Y es que para alcanzar este punto es preciso realizar largas caminatas que, en el mejor de los casos, no bajan de la hora y media de duración, siendo lo más recomendable salir desde el calanque de Port-Pin, que cuenta con un acceso mucho más fácil. Eso sí, el camino rodeado de bosques nos permitirá disfrutar también del trayecto hasta la playa.

rahan1991 / ISTOCK

La otra de las maneras en que es posible llegar es a través del agua, ya sea mediante un barco o utilizando un kayak o canoa, que suelen ser las embarcaciones más habituales para alcanzar la preciosa cala, al mismo tiempo que suponen una actividad deportiva que se suma al atractivo de llegar a esta maravilla natural.

akrp / ISTOCK

Hay que tener en cuenta, sin embargo, que para poder aproximarse a Calanque d’En-Vau es preciso tener presente las autorizaciones de entrada en función del riesgo que puedan entrañar las condiciones meteorológicas y las mareas. Lo más aconsejable es, sin duda, acercarse a la cala lo más temprano posible para poder disfrutar del paisaje cuando aún no hay demasiadas personas y tener el placer de sentirse absorbido por este rincón escondido del sur de Francia.

Calanque d'En Vau  | Xantana / ISTOCK