Bello norte de Cerdeña

Carlos Pascual

Vamos a explorar el norte de Cerdeña de la mano del sol, su fiel compañero; o sea, su extremo oriental. Allí donde la costa se desmigaja en un encaje de cabos, islotes, ensenadas y rocas de granito. El inicio de la Costa Smeralda, un invento de lujo reciente. Allí está la célebre Villa Certosa de Berlusconi, en Porto Rotondo; el bunga-bunga resuena también en resorts donde una noche cuesta dos o tres mil dólares. El archipiélago de la Maddalena, enfrente, es un Parque Nacional apenas habitado. En Caprera, segunda isla en tamaño después de Maddalena, está la casa donde vivió Garibaldi los veintiséis últimos años de su vida.