Arrastre de la latas en Algeciras

Cada año, durante la mañana que precede a la cabalgata, se lleva a cabo una ruidosa comitiva con el objetivo de llamar la atención de los Reyes Magos.

Adrián Lorenzo
 | 
Foto: WillSelarep/iStock

En barco, a pie, en camello, en helicóptero, en burro… Llegarán como puedan, pero de lo que no hay duda es de que los Reyes Magos de Oriente visitarán todas y cada una de las ciudades, pueblos y aldeas del mundo. Todo está preparado. Y es que a menos de una semana de que de comienzo la tradicional cabalgata, son muchos los enclaves españoles los que ya han empezado con las preparaciones. Una de las que más llamativas y ruidosas es la que tiene lugar en Algeciras, ciudad de tradición marinera situada en el Campo de Gibraltar. Allí cada año, en la mañana del 5 de enero, se organiza una comitiva para que ni Melchor, ni Gaspar, ni Baltasar se olviden de los más pequeños de la casa.

Se trata de una antigua costumbre popular que reúne a miles de personas para ver a los niños de la ciudad arrastrar por las calles ristras de latas de diferentes formas, tamaños, colores o figuras. Cuenta la leyenda que con el ruido, los niños trataban de llamar la atención de los Reyes para que visitaran sus viviendas y no se despistaran con la niebla gris que producía el gigante de Botafuegos.

www.algeciras.es

La comitiva comienza a las 11:00 horas en la Plaza de Andalucía, y después parte rumbo al Llano Amarillo, junto al puerto de la ciudad, donde está previsto que llegue en torno a la una de la tarde. Una vez haya acabado se desarrollarán decenas de actividades –a lo largo y ancho de la ciudad- entre las que destacan concursos, sorteos y actuaciones.

Esta tradición, que se recuperó en la década de los 90, se ha convertido en la actividad más multitudinaria de la Navidad en Algeciras. De hecho, José Ignacio Landaluce, alcalde de la ciudad, se muestra optimista y espera que la edición de 2018 supere las 30.000 personas del año pasado.