Senderos con los que vencer el miedo a las alturas

Europa, Asia, América, África... ningún lugar de la Tierra se libra de tener uno de esos senderos donde el Mundo se queda a nuestros pies.

VIAJAR
 | 
Foto: Didi_Lavchieva

Dice el refrán que "los caminos del Señor son inescrutables" pero los camino que de verdad los son inescrutables son aquellos en los que el miedo nos impide continuar. En casi todos los lugares del mundo encontramos senderos creados por el ser humano necesarios, en su día, para la comunicación entre pueblos o zonas remotas. Ahora, algunos de esos senderos están abandonados como medio de comunicación pero siguen existiendo como medio de diversión, es decir, los más valientes y los que no tienen miedo a las alturas los recorren por el simple placer de ver el entorno y las montañas que lo suelen rodear.

Y es que hay quien parece tener una atracción irremediable por las alturas. Buscan que la adrenalina les corra por las venas y una de las maneras es recorrer estos senderos de vértigo. Algunos de ellos están reformados y caminar por ellos no supone ningún peligro más que te "enganches" a ver el mundo desde una perspectiva reservada hasta ahora para los pájaros. Estas reformas van desde el acondicionamiento del piso y la instalación de protecciones hasta la creación de suelos transparentes para que la experiencia sea aún más impactante. Otros, por su parte, son senderos naturales que apenas han sido tocados por la mano humana.

Los que ahora te proponemos son senderos de vértigo repartidos por todo el mundo que ofrecen vistas sobre barrancos, laderas de montañas, llamativas formaciones rocosas, valles... Recorrerlos es, sin duda, una experiencia inolvidable que se quedará para siempre en la memoria. Con miedo o sin miedo a las alturas, son experiencias que no hay que perderse.